29 de Mayo de 2005

| DICTAMEN 877 DEL DEPARTAMENTO JURIDICO POLICIAL

Robo de rieles de ferrocarril, con protección de la Policía Nacional

El Departamento Jurídico de la Policía Nacional, a cargo del comisario Valentín Núñez Vázquez, solicitó el respaldo de la jefatura de Policía de Alto Paraguay para que Francisco Solano Centurión, ex concejal municipal de Puerto Casado, pudiera extraer rieles de ferrocarril robados a la empresa Victoria SA. Esto fue dispuesto en el dictamen 877 del pasado 25 de abril.

Las vías del antiguo ferrocarril de Carlos Casado están en la mira de delincuentes de Puerto Casado. Se roba el patrimonio nacional para venderlo a fundiciones del Brasil.

Las vías del antiguo ferrocarril de Carlos Casado están en la mira de delincuentes de Puerto Casado. Se roba el patrimonio nacional para venderlo a fundiciones del Brasil. / ABC Color

El pasado 25 de abril, el Departamento Jurídico de la Policía Nacional emitió el dictamen 877, expresando parecer favorable al robo de vías de ferrocarril pertenecientes a la empresa coreana Victoria SA.

El documento, firmado por el comisario principal Valentín Núñez Vázquez, titular del Departamento Jurídico, dispone la necesidad de brindar garantías de la fuerza pública "para llevar a cabo la venta de un lote de rieles en desuso (chatarra de hierro) extraído de unos 5 kilómetros de la ex vía férrea que existe dentro de la propiedad de la comunidad, y de esa manera paliar las diferentes necesidades alimentarias que existe en ese lugar".

La primera pregunta es: ¿cómo calificar el absoluto despropósito del comisario Valentín Núñez Vázquez? Pero antes es necesario mencionar los antecedentes relacionados al comercio ilegal de vías del ferrocarril en Puerto Casado, Alto Paraguay.

Francisco Solano Centurión, ex concejal municipal, activista del Partido Encuentro Nacional, es el principal comprador de hierro en Puerto Casado. La única forma de obtener hierro en la ciudad es sustrayendo a la empresa coreana Victoria SA, de allí la sospecha de que Solano Centurión sea responsable del delito de reducción de objetos robados.

En agosto de 2004 Francisco Solano Centurión ofreció a los indígenas toba maskoy, asentados en Km. 40, en la comunidad Riacho Mosquito, la compra de los rieles que cruzan la propiedad indígena. Prometió pagar 100 guaraníes por kilo de hierro.

Los indígenas comenzaron a desmantelar las vías de ferrocarril. A lo largo de 7 kilómetros recogieron inclusive los clavos que sujetaban los rieles. No dejaron ni uno solo en pie, ni siquiera para muestra. Es importante señalar que Francisco Solano Centurión presentó la misma propuesta a las comunidades de Km. 37 y Km. 39, cuyos líderes se negaron a aceptar el comercio ilícito de vías de ferrocarril.

El 20 de setiembre de ese año Francisco Centurión ingresó con un camión triple eje hasta las inmediaciones de la comunidad Km. 40 para sacar las vías de tren, pero una intervención policial impidió que pudiera concretarse el despojo de bienes de la empresa coreana.

En procura de seguir con el comercio ilegal de venta de vías, el ex concejal encuentrista Francisco Solano Centurión remitió a la comandancia de la Policía Nacional una nota fechada el 4 de abril, en que presenta un proyecto agrícola de producción de sésamo, con financiamiento originado de la venta de rieles. Pidió protección policial para que el "proyecto" pudiera implementarse.

El 25 de abril se dio a conocer el dictamen 877 del Departamento Jurídico, con el visto bueno para la extracción ilegal de las vías pertenecientes a una propiedad privada. El comisario Valentín Núñez Vázquez se excedió en sus funciones e ignoró la protección que brindan nuestras leyes a la servidumbre predial, que continúa en el tiempo a pesar de los cambios de propietario sobre un bien inmueble. Es un principio jurídico reconocido por el marco jurídico de nuestra República.

Las tierras de Riacho Mosquito pertenecen a los tobas maskoy, pero las vías del ferrocarril fueron compradas por Victoria SA a la empresa argentina Carlos Casado. En virtud a la servidumbre predial, no se puede comercializar los rieles porque tienen un legítimo propietario, que inició precisamente la restauración de las líneas para implementar un proyecto ecoturístico.

Francisco Solano Centurión busca legitimar el robo de rieles en un supuesto proyecto de producción de sésamo. Esas vías no están en desuso, forman parte del patrimonio nacional y tienen propietario. Se supone que la Policía Nacional tiene como obligación combatir actos ilícitos. Aquí tenemos a su Departamento Jurídico otorgando garantías al despojo de bienes de una empresa privada.
  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar