• 17-01-2017

    ¿Para qué sirven las Gobernaciones?

    En realidad, la principal tarea de una gobernación sería hoy, según todos los indicios, la de administrar el almuerzo o la merienda escolar, algo del que también se ocupan las municipalidades, sin que exista ningún motivo por el cual estas no puedan ocuparse del asunto con exclusividad. Si hay una absurda superposición de funciones es porque se creyó conveniente encargar al gobierno departamental alguna labor adicional, para que trate de justificar su existencia con acciones que bien podrían ser emprendidas por las municipalidades. Es tan poco lo que hace y puede hacer, que cabe preguntarse si fue atinado que la Constitución incluyera un nivel político-administrativo intermedio entre el Gobierno nacional y el municipal. Se habló mucho en 1992 de la descentralización, pero lo que se hizo fue simplemente crear canonjías para los dirigentes políticos del interior del país y sus respectivas clientelas.

  • 16-01-2017

    Distinciones internacionales que enorgullecen

    Alegra mucho que tres organizaciones no gubernamentales (ONG) paraguayas –Paraguay Educa, Enfoque Niñez y Tierra Nuestra– figuren entre las veintitrés premiadas por una fundación con sede en Londres. Ya el solo hecho de que estas ONG se ocupen de la infancia y de la juventud es digno de encomio, pues las diversas entidades públicas competentes están muy lejos de velar cabalmente por sus derechos. Las organizaciones laureadas contribuyen a realzar el alicaído prestigio del sector al demostrar que en el Paraguay es posible trabajar por los demás con eficiencia y honradez.

  • 16-01-2017

    Essap y ANDE, larga historia de ineptitud y corrupción

    Entre los principales recursos del país figuran el agua y la energía hidroeléctrica, pero sus habitantes suelen carecer de ellas porque las empresas estatales encargadas de proveerlas –la Essap SA y la ANDE– se distinguen por su tremenda ineficiencia y su descomunal corrupción. El patético caso de Ciudad del Este, ubicada junto a la represa de Itaipú, resume muy bien lo que ocurre en todo el Paraguay.

  • 15-01-2017

    Los gobiernos se preocuparon de mantener al pueblo paraguayo en la ignorancia

    Los últimos grandes educadores que tuvo nuestro país desaparecieron en la primera mitad del siglo XX. Desde la dictadura de Higinio Morínigo, todo fue desidia, mediocridad y sometimiento popular por vía de la ignorancia y de la descomposición moral de las personas. A los mandamases les convenía que los paraguayos se mantuviesen dóciles, que estuvieran desinformados y que no tuvieran idea de sus legítimos derechos. Mantener al pueblo en la ignorancia fue y es la mejor fórmula, bien conocida y practicada por los regímenes autoritarios, para someterlo mejor a sus designios. Nuestra educación formal adolece hoy de prácticamente todos los males que la viciaban durante las dictaduras que se sucedieron desde mediados del siglo pasado.

  • 14-01-2017

    Depredadores invaden escuela para campesinos

    En el municipio de Obligado (Itapúa), un grupo de supuestos campesinos ocupó parte de un inmueble de 2.040 hectáreas, perteneciente a la congregación religiosa Sociedad del Verbo Divino, en el que está ubicada una escuela que forma bachilleres agropecuarios. La historia de las reiteradas ocupaciones que afectan al inmueble de la congregación religiosa ya lleva diez años. Es un escándalo no solo que la propietaria legítima sea agraviada una y otra vez, sino también que los estudiantes, hijos de campesinos, no puedan ser instruidos para poder ganarse el pan con dignidad.

  • 14-01-2017

    Se agrava el problema de la drogadicción

    A pocos días de haber sido seleccionada por la Senavitat para ocupar una vivienda social en el barrio San Francisco de la capital, la joven Talía Torres, de diecinueve años, falleció en compañía de su niña de tres años al quemarse la choza de madera y cartón que ocupaban en el barrio Ricardo Brugada. Se presume que en el momento del incendio estaba bajo los efectos del crack, ya que no intentó abandonar la precaria construcción, que ni siquiera tenía una puerta. Su triste vida, con un desenlace tan trágico, resume un grave problema social que hasta hoy no ha merecido la más mínima atención, ni del Estado ni de la gente.

  • 13-01-2017

    Humillante capitulación del Gobierno

    El fallido intento de secuestro por parte del EPP de dos jóvenes menonitas de la colonia Río Verde, ubicada en el distrito de Santa Rosa del Aguaray, departamento de San Pedro, en la noche del domingo 8 del corriente, de nuevo ha conmocionado a esa pacífica y laboriosa comunidad que en julio del año pasado sufrió un rudo golpe con el secuestro del adolescente Franz Wiebe por elementos del mismo grupo criminal, y quien hasta ahora permanece cautivo. Este atentado ha aumentado la zozobra en que viven los habitantes de esta colonia. Los esforzados colonos se sienten amargamente desprotegidos. Esta situación, que se va agravando a medida que pasa el tiempo, muestra una humillante claudicación del Gobierno en relación con el problema de la seguridad pública en general y, en particular, con el azote que significa el accionar de esta banda de forajidos.

Cargar más