• 02-03-2015

    Deplorable retorno al pasado

    La disputa electoral por la presidencia del Partido Colorado y de la mayoría de su Junta de Gobierno, que en este momento está alcanzando su momento más álgido, comienza a mostrar que los viejos métodos de tristes épocas anteriores continúan gozando de la afición de quienes, en este momento y circunstancialmente, controlan el Gobierno del país y la directiva de ese partido. Es decir, vuelve a repetirse la nefasta práctica de la época de Stroessner y de los gobiernos colorados que le sucedieron, cuando el dinero, los vehículos, los funcionarios, el combustible, las líneas y los medios de comunicación, hasta los espacios públicos eran puestos a disposición discrecional para uso y abuso de los candidatos del oficialismo del partido en el Gobierno. ¿Cómo se llama a esto en cualquier idioma? Arbitrariedad y robo desvergonzado. La arbitraria y descarada dilapidación de recursos estatales y municipales en las luchas partidarias constituye un peligroso retorno al pasado al que la inmensa mayoría de los paraguayos de hoy se niega a regresar.

  • 01-03-2015

    Inspirados en nuestros héroes, hagamos patria en el presente

    Nuestros héroes nos legaron una patria libre y soberana. La tarea que nos toca a las generaciones del presente es consolidar ese supremo destino existencial por ellos jalonado en épicas jornadas de indestructible patriotismo, en la paz y en la guerra. El espíritu de patriotismo que inspiró a nuestros héroes, cuyo día conmemoramos hoy, y que es capaz de levantar la memoria de los ciudadanos hasta los niveles de la inmortalidad, debiera servir de guía a nuestros actuales y futuros gobernantes para anteponer los intereses de la nación a los suyos propios, o de sus asociados y amigos. Y un gobierno patriota, que procura el interés de aquellos a quienes gobierna, podrá establecer una política gubernamental acorde con el espíritu de honestidad reclamado por la sociedad paraguaya desde hace mucho tiempo. Para alcanzar el Paraguay soñado por las generaciones del pasado, solo necesitamos voluntad de los presentes. Inspirémonos, pues, en nuestros héroes, y pongamos mano a la obra para, entre todos, superar los escollos que hoy dificultan el desarrollo de nuestra gloriosa nación guaraní.

  • 28-02-2015

    Vergonzoso abandono de la educación

    Desde hace años nuestro diario viene insistiendo en la necesidad de ir introduciendo el adiestramiento en ciencias informáticas y la distribución de computadoras entre la niñez en edad escolar y los docentes. Lo hace en la firme certeza, abrumadoramente dominante en el mundo actual, de que permaneciendo ajeno o siquiera retrasado en el ingreso al mundo de la comunicación e información modernas, el retraso cultural está completamente asegurado y a una velocidad cada vez mayor. ¡Qué gran salto darían nuestros chicos y jóvenes en el camino de su autoformación, en su propia adecuada inclusión en el ámbito tecnológico del mundo en que tendrán que sobrevivir, primero, y progresar, después; y en su autoestima! Pero en la gran mayoría de nuestros centros educativos ni siquiera los docentes manejan estos nuevos recursos que la tecnología crea para facilitar el trabajo intelectual humano. Estamos perdiendo el tiempo y la carrera hacia la actualización y puesta al día en la modernidad mundial.

  • 27-02-2015

    Las comunidades deben controlar la administración del Fonacide

    La norma, en nuestro país, es que los fondos que el Estado libera para la ejecución de políticas de interés social se conviertan, la mayoría de las veces y en su mayor parte, en botín de los políticos y funcionarios encargados de aplicarlos a los fines previstos. En vez de eso, los desvían hacia sus propios bolsillos, en primer término, y a solventar asuntos de su interés particular o grupal, como campañas electorales, remuneración de operadores, retribución a amigos, parientes, correligionarios, etc., y cuantos otros gastos les sean necesarios o convenientes en el momento. Lo que queda de los fondos recibidos, después de satisfacer esas “prioridades”, es lo que se destina finalmente a los objetivos iniciales. Una ciudadanía socialmente sensible, políticamente inteligente, bien organizada, patriota, con legítimo celo por sus propios intereses colectivos, fácilmente podría vigilar a sus intendentes y concejales y tenerlos a raya, obligándoles a comportarse honesta y eficientemente o, en su defecto, irse a sus casas.

  • 26-02-2015

    El presidente Cartes debería liquidar el negociado de la línea 500 kV

    Cuando Don Carlos Antonio López decidió instalar el primer ferrocarril paraguayo, uno de los primeros de América, con máquinas adquiridas de Inglaterra, ya en aquella lejana época tuvo la visión y el patriotismo de procurar dar el máximo valor agregado nacional a la importante inversión hecha. Así, sobre la base de los modelos incorporados y materiales locales, el arsenal procedía al mismo tiempo a construir también coches, vagones y materiales accesorios para equipar las estaciones. La evocación de este verdadero “milagro económico” viene a cuento de la actitud actual de las autoridades de la ANDE, que, invocando sospechosos contratos con agencias financieras internacionales, ha impedido a la industria metalúrgica nacional la posibilidad de proporcionar valor agregado a la cuantiosa inversión que hará el país para el tendido de la línea de 500 kV entre Ayolas y Villa Hayes. Con toda razón, los industriales del sector se han mostrado indignados por la insólita negativa de permitirles la participación directa en las licitaciones previstas para la obra. El presidente Cartes debería revertir este perjuicio.

  • 25-02-2015

    Infame indiferencia

    Sin mostrar una orden de detención, más de 80 agentes del Servicio de Inteligencia Bolivariano de Venezuela se llevaron a golpes a Antonio Ledezma, alcalde de Caracas y miembro de la Mesa de Unidad Democrática. El brutal procedimiento fue objeto de condena por organismos como Amnistía Internacional y Human Rights Watch, que destacaron la falta de separación de Poderes que existe en ese país y el sometimiento de la justicia al Gobierno. En cambio, el silencio de los Gobiernos del Mercosur vuelve a ser ensordecedor. Lo mismo que bajo la dictadura de Stroessner, en el régimen chavista hay una trilogía de Gobierno, partido y Fuerzas Armadas, a la que se suman un Poder Legislativo y uno Judicial de lo más sumisos. Hay allí una “democracia” de fachada que, al decir de la diputada Corina Machado, no es más que una dictadura militarista y mafiosa. Ante el desquiciado panorama que impera en Venezuela, cuesta entender que Gobiernos que se califican de demócratas, entre ellos el del Paraguay, permanezcan indiferentes o, peor todavía, a la pesca de sacar alguna ventaja, como los de Brasil y Argentina.

  • 24-02-2015

    Las crisis de los partidos políticos arriesgan la gobernabilidad democrática

    A semejanza de lo que ocurrió a mediados de la década de 1980, todo parece indicar que la ANR se encamina hacia una polarización sectaria de su dirigencia. Por un lado, los que apoyan incondicionalmente al presidente Horacio Cartes; por el otro, los que se están distanciando de él. El detonador de la escisión que de nuevo amenaza resquebrajar la “unidad granítica” del Partido Colorado no difiere mucho del que en agosto de 1987 precipitó la ruptura entre “tradicionalistas” y “militantes stronistas”. Desde un comienzo la gente tuvo la certeza de que detrás de estos últimos estaba la mano de Stroessner. Pocos observadores y analistas dudaban de que lo que el dictador buscaba era transformar la ANR en un partido netamente “stronista”. Conocedores de aquel retazo de historia política criolla no dudan de que la fractura que se manifiesta hoy en la dirigencia de la ANR es una réplica casi exacta de la que precipitó finalmente la defenestración del dictador Stroessner, tanto en sus causas como en sus probables consecuencias.

Cargar más
 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar