30 de Abril de 2003

| DURANTE 35 AÑOS IMPARTIÓ ENSEÑANZA EN ESCUELAS DE SAN PEDRO

Prof. María Asunción, una admirada maestra rural

Toda una vida dedicada a la educación. Doña María Asunción González Sosa es una de las maestras más recordadas y apreciadas del segundo departamento. Durante 47 años impartió enseñanza a niños de todas las edades; 35 años estuvo en la educación pública y 12 años en la privada. Hoy, retirada al hogar, añora aquellos días de gritos de niños y largas caminatas o cabalgatas para llegar a las aulas. Una maestra como pocas.

La recordada Prof. María Asunción González Sosa.

La recordada Prof. María Asunción González Sosa. / ABC Color

Hoy se festeja el Día del Maestro, en un momento en que precisamente la ciudadanía está inmersa en los números de los votos para los diferentes cargos y en el que los docentes están muy metidos desde hace algunos años.

Los maestros conforman un sector que merece ser mejor atendido. Hay que reconocer que son numerosos los docentes que viven y se desviven con abnegación y convierten a la profesión en un verdadero apostolado como doña María Asunción González, una maestra que dedicó a la docencia 47 años de su vida y que recorrió varias comunidades rurales de San Pedro, culminando su actividad de docente en una escuela privada del Chaco.

Entre las escuelas por las que pasó, menciona a las de Cañada, Yatebo, Oratorio, Puerto Antequera, Aguaray mí, Arroyo Atá, de San Pedro, y finalmente en la estancia del Dr. Guillermo Caballero Vargas en el Chaco Paraguayo, ya en carácter privado.

Nuestra entrevistada recuerda que su primer salario como maestra fue de 200 guaraníes. "Yo por lo menos contaba con salario seguro porque varias de mis colegas dependían de la cosecha del algodón. Es que cada familia aportaba algunos kilos de algodón para el salario de los docentes", comentó la profesora.

Sostuvo luego que en sus inicios recorrió muchos caminos a caballo, cruzando picadas en horas de la noche y sola. "No pensábamos en el peligro, la cuestión era estar para la hora de clase y si perdíamos algunos días, los recuperábamos los sábados y hasta los domingos", recuerda.

Agrega que "entonces la comunidad era más intolerante. Los supervisores de esa época eran verdaderamente supervisores. Visitaban las escuelas hasta a caballo, ahora se admite todo".

Entre sus muchos ex maestros recuerda con cariño a Rosa Marengo, quien enseñó hasta los 83 años, y al profesor Onofre León. "Los maestros de antes eran personalidades muy queridas y muy respetadas, todos eran intelectuales, escritores, poetas", comentó la docente.

La profesora Asunción fue docente de plurigrado, directora de escuela, liceo y de área y en el año 1973 sufrió una fractura del brazo derecho al caer del caballo; este miembro quedó inválido, pero igual siguió enseñando.

Al preguntarle de qué se siente orgullosa, suspiró, y solo atinó a expresar: "Reconocimiento, algunas medallas, y otras distinciones, más que eso casi nada".

Hoy es ama de casa, vive con un hijo. Su salario de jubilada no desea mencionar, pero se puede decir que por todo lo que dio, el salario es insignificante, y para colmo ni siquiera incluye seguro médico.
  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar