03 de Enero de 2018

 

El deleznable delito de extorsión desde la función pública

Por Dr. Raúl Antola

Todos los abogados que ejercemos la profesión y batallamos en los tribunales tenemos muy clara la película de quiénes son los magistrados corruptos, haraganes, genuflexos, como los buenos magistrados – que son pocos– y nada hemos hecho para que se produzcan los cambios hacia una verdadera justicia.

Un ejemplo es el programa JUDISOFT, iniciado e implementado por Naciones Unidas, a través del PNUD, quien lo instaló en algunos juzgados, pero luego por “razones económicas” la Corte Suprema de Justicia se encargó de DESESTIMARLO, alegando su costo excesivo. La Corte nunca lo implementó. Este sistema se instaló, sí, en la Corte de Washington DC, Estados Unidos de América.

En qué consistía este sistema informático: era relativamente sencillo. En el mismo, todo el sistema de trámites, procesos, datos se llevaba en forma digital y ordenadamente, estableciéndose mecanismos de demanda, contestación, resoluciones judiciales, plazos, las partes, los abogados; en fin, otorgaba una transparencia total, pues las partes tenían acceso directamente a todo el proceso. Y a la vez las jurisprudencias de los tribunales eran conocidas por todos y evitaba que un juez las cambie a su exclusivo criterio o voluntad. Vale decir, EL DERECHO SERÍA PREDECIBLE y evitaba las alteraciones de los documentos, pues al entrar a INTERNET era imposible modificarlos. Pero además permitía visualizar la RED DE CORRUPCIÓN, pues se podría determinar qué abogado, con qué juez, siempre ganaban las causas. Se podrían establecer políticas de Estado en cuanto a la Justicia, pues la información podría ser completa. De haberse implementado este sistema hoy podríamos recurrir al mismo para saber cómo funcionaba el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados con la Justicia, y veríamos claramente cómo González Daher y los otros miembros del JEM se intrincaban en la maraña corrupta de nuestra justicia. También veríamos a los abogados, jueces y fiscales… a algunos de los cuales hoy solo vemos parcialmente mediante los audios.

La publicidad de los actos judiciales debería ser casi total, y solo en los casos donde el honor o la minoridad pudieran ser afectados debería imponerse un manto protector limitado. Los usuarios de la justicia –clientes– podrían controlar a sus propios abogados. Transparencia total y seguridad jurídica. Es mayor el interés de la justicia que el derecho a la privacidad.

Creo que esa es la fortaleza del sistema brasileño, en donde un simple juez, MORO, logra procesar y condenar a los culpables de delitos, en donde los culpables son nada menos que las máximas autoridades del Ejecutivo y políticos del Congreso.

El Jurado de Enjuiciamiento siempre fue un mecanismo de extorsión inventado por los políticos deshonestos, bien conocido por todos los abogados. La pelea siempre fue quién domina el Jurado de Enjuiciamiento, para usarla como herramienta extorsiva hacia los jueces, magistrados y fiscales, amenazándolos con un eventual procesamiento o destitución, con lo que lograban obtener la sentencia deseada, acorde a las pretensiones de esta mafia empotrada dentro de la justicia y principalmente dominada por los políticos.

El golpe que hoy recibió una parte del Partido Colorado fue el golpe hacia esa impunidad constante, a ese dominio perverso de los políticos deshonestos, fundado en principios a contrapelo de una buena justicia.

Hoy se le investiga al Sr. González Daher, pero no es solo a él a quien se le debería investigar, sino también a todos los miembros, a su entorno familiar, como a los anteriores miembros del Jurado de Enjuiciamiento, con una investigación intensa: qué patrimonio tienen y cuáles son sus ingresos, para determinar si el comportamiento de todos ha sido acorde con lo que juraron al momento de asumir el cargo respectivo.

Creo que la única manera de que esta situación cambie será aplicando un castigo EJEMPLAR a todos aquellos que han cometido ilicitudes, imponiéndoles que devuelvan el dinero mal habido, CON INTERESES, y sean castigados CON LA CÁRCEL por haber ocasionado un perjuicio extraordinario a la sociedad y el quebrantamiento de la tranquilidad de la gente que pelea por un mundo mejor y por un Paraguay para todos MÁS HONESTO. Es la oportunidad que tiene la JUSTICIA para revertir, de alguna manera, lo que NUNCA HICIERON.

(*) Doctor en Derecho.

 
 

ABC COLOR EN FACEBOOK

 
 
 

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo