• HOY

    24°
    MIN
    36°
    MAX
     

    Despejado

  • Lunes 24

    24°
    MIN
    33°
    MAX
     

    Caluroso, cielo mayormente nublado, vientos variables. Precipitaciones y ocasionales tormentas eléctricas.

  • Martes 25

    23°
    MIN
    27°
    MAX
     

    Cálido, cielo mayormente nublado, vientos variables. Precipitaciones y tormentas eléctricas.

  • Miercoles 26

    22°
    MIN
    29°
    MAX
     

    Cálido, cielo mayormente nublado, vientos variables. Precipitaciones y ocasionales tormentas eléctricas.

  • Jueves 27

    22°
    MIN
    32°
    MAX
     

    Cálido a caluroso, cielo mayormente nublado, vientos variables. Precipitaciones y ocasionales tormentas eléctricas.

  • Viernes 28

    23°
    MIN
    35°
    MAX
     

    Caluroso, cielo mayormente nublado, vientos del norte. Precipitaciones dispersas y ocasionales tormentas eléctricas.

  • DOLAR 

    compra
    G. 5.700

    venta
    G. 5.890

  • EURO 

    compra
    G. 6.600

    venta
    G. 7.000

  • PESO 

    compra
    G. 120

    venta
    G. 180

  • PESO URUGUAYO 

    compra
    G. 100

    venta
    G. 240

  • REAL 

    compra
    G. 1.310

    venta
    G. 1.410

  • YEN 

    compra
    G. 30

    venta
    G. 55

08 de Marzo de 2018

 

La agenda cartista y los nuevos pactos

Por Marcos Cáceres Amarilla

Cualquiera sea el resultado de la elección del 22 de abril, el presidente Horacio Cartes y su equipo tienen una agenda prevista que llevarán adelante, independientemente de los intereses del Partido Colorado, visto desde siempre por ellos como un instrumento para sus fines.

Si gana la dupla colorada Mario Abdo Benítez-Hugo Velázquez, como indican algunas encuestas, el cartismo, con los aliados que pueda conseguir en el Congreso, adoptará en los primeros meses una actitud colaboracionista de fachada con el Ejecutivo. 

Todas las fichas estarán puestas desde el vamos a la Convención Constituyente de 2019, donde esperan instalar la posibilidad de reelección presidencial, que es el primer gran objetivo.

Dicha Convención esperan manejarla “a platazo limpio”, como acostumbraron a hacerlo con algunos dirigentes colorados durante su gestión, que va terminando.

Una vez logrado el objetivo de instalar la reelección, aguardarán y contribuirán al desgaste del gobierno. 

En ese proceso, en el 2020, el cartismo disputará directamente el poder partidario, repitiendo la fórmula de llegar a la presidencia de la ANR como un trampolín para acceder después a la candidatura a presidente de la República del periodo 2023-2028.

Si se da el caso que la chapa opositora Efraín Alegre-Leo Rubín gane las elecciones, las cosas se facilitarán para Cartes a nivel del Partido Colorado puesto que, con la debacle de Abdo Benítez, habrá desaparecido cualquier posibilidad de resistencia interna a sus planes. 

La dificultad, en el caso de que la oposición sea gobierno en el próximo periodo, estará dada por la posibilidad de la presión y las pesquisas que haga el Poder Judicial de su gestión y la de sus ministros.

Esa circunstancia explica suficientemente la necesidad actual del cartismo de asegurar la designación como fiscal general del Estado de Sandra Quiñónez, que siempre quedará en deuda con quien la eligió, especialmente porque el mismo aún conservará mucho poder.

Este plan presupone que, por el camino, se resolverán algunas cuestiones claves, como el juramento de Cartes en el Senado, algo que se dificultará mucho en caso de que los colorados carezcan de mayoría propia (lo cual, según las encuestas, parece un hecho). Es posible que se dificulte también que el cartismo articule alianzas con otros sectores para conseguir quórum.

De acuerdo a la versión manejada por referentes de la oposición, Cartes juega a debilitar a los partidos que tienen posibilidad de lograr escaños en el Senado (Frente Guasu, PDP, AP y otros). Lo hace, presuntamente, financiando abierta o disimuladamente a sectores que considera “captables” después de las elecciones, lo cual, al mismo tiempo, logra el efecto de dispersar los votos de quienes descartan como opción a los partidos tradicionales. 

Desde sus medios de comunicación, el cartismo también intenta desprestigiar y sacar del medio a algunos enemigos electorales, en particular del PDP y Avancemos País.

En el escenario que viene para el próximo periodo, evidentemente, Mario Abdo Benítez y su equipo no dudarán, como no lo hicieron cuando Cartes quiso instalar la reelección vía enmienda, en tejer alianzas coyunturales con algunos sectores de la oposición.

Los pactos políticos que se establecen desde el Ejecutivo con sectores internos de los partidos o inclusive con individualidades, para lograr gobernabilidad, no son una novedad en nuestro sistema político, a partir de 1993. Pero la presencia de un proyecto como la del cartismo puede hacerlo inevitable en los próximos años.

mcaceres@abc.com.py

 
 

ABC COLOR EN FACEBOOK

 
 
 

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo