• HOY

    21°
    MIN
    35°
    MAX
     

    Nublado

  • Sábado 17

    24°
    MIN
    34°
    MAX
     

    Extremadamente caluroso, cielo mayormente nublado, vientos del noreste. Precipitaciones dispersas y ocasionales tormentas eléctricas.

  • Domingo 18

    18°
    MIN
    25°
    MAX
     

    Cálido, cielo nublado, vientos rotando al sur. Precipitaciones y tormentas eléctricas.

  • Lunes 19

    17°
    MIN
    28°
    MAX
     

    Fresco a cálido, cielo nublado a parcialmente nublado, vientos del sureste.

  • Martes 20

    18°
    MIN
    31°
    MAX
     

    Fresco en las primeras horas, luego caluroso por la tarde, cielo parcialmente nublado, vientos variables.

  • Miercoles 21

    21°
    MIN
    33°
    MAX
     

    Cálido a caluroso, cielo parcialmente nublado a nublado, vientos variables.

  • DOLAR 

    compra
    G. 5.800

    venta
    G. 6.000

  • EURO 

    compra
    G. 6.600

    venta
    G. 7.000

  • PESO 

    compra
    G. 130

    venta
    G. 190

  • PESO URUGUAYO 

    compra
    G. 100

    venta
    G. 240

  • REAL 

    compra
    G. 1.500

    venta
    G. 1.600

  • YEN 

    compra
    G. 30

    venta
    G. 55

26 de Agosto de 2018

 

Un legado para los nietos

Por Ilde Silvero

Pretender transformar radicalmente una sociedad en pocos años es una atrayente utopía, pero nunca será realidad. Debemos asumir esta premisa como inevitable para no hacernos falsas ilusiones en relación a las interesantes promesas del nuevo Gobierno.

Roma no se hizo en un día, afirma el refrán. Ningún país hoy altamente desarrollado, tampoco. La famosa “revolución cultural” propiciada por Mao Tse Tung en China demandó 50 años. En el último siglo, los estados denominados “Tigres del Asia” lograron progresos fantásticos en tres a cinco décadas. Aquí, Wasmosy prometió hacer crecer el país 50 años en 5, pero eso jamás sucedió. 

No está mal que el nuevo Presidente prometa combatir a fondo la corrupción, sanear la justicia, colocar a la educación y a la salud en primer lugar, acabar con la inseguridad, con el contrabando y con el tráfico de drogas, dar trabajo a los desempleados, casas a los sintechos, etc. 

El problema está en que ni él ni ningún otro gobernante puede dar solución a nuestros innumerables y graves problemas en solo cinco años. Cada uno de los ministerios debe triplicar su presupuesto para empezar el camino correcto desde el primer año. Todas las nuevas autoridades afirman que necesitan más fondos para poder cumplir mejor sus metas. 

Ante tantas intenciones loables, hay un gran obstáculo: somos un país pequeño, pobre y con recursos fiscales muy limitados. ¿De dónde obtendremos el gran volumen de plata que necesitamos? Simplemente, los números no cierran. Las carencias son enormes y la torta presupuestaria no puede multiplicarse como el pan de Jesús entre sus seguidores. 

Otra limitación importante: muchos de los integrantes del nuevo equipo gubernamental son figuras gastadas de regímenes anteriores. Eso significa que, en la práctica, volverán a dirigir las instituciones públicas con las mismas limitaciones, errores y abusos personales en el ejercicio del poder. Nadie puede dar lo que no tiene y los zorros viejos no cambian sus mañas. 

Entonces, tenemos que bajar varios cambios en cuanto a nuestras expectativas de un país mejor. Lento pero seguro debería ser la consigna. Con la ayuda de la presión de las manifestaciones públicas, exijamos que las autoridades cumplan con sus responsabilidades, que manejen con honestidad los fondos estatales y que dejen de robar como adelantados discípulos de Alí Babá. Profesionalismo y honestidad son lo que podemos reclamar, por ahora, a los funcionarios públicos. 

Paralelamente, debemos ir formando una nueva generación de ciudadanos dispuestos a trabajar y sacrificarse por una nación más justa, honesta y progresista. Toda educación en valores demanda tiempo, con resultados a mediano y largo plazo. Los niños de hoy tomarán el poder dentro de tres a cuatro décadas. Quiera Dios que para entonces tengamos líderes patriotas, capaces y honestos para convertir en realidad la “patria soñada” por el poeta Carlos Miguel Giménez. 

El gran desafío es ir sentando las bases para dejar un buen legado a nuestros nietos, porque quienes ya pasamos el medio siglo de vida no veremos el Paraguay pujante, rico y democrático que tanto hemos anhelado.

ilde@abc.com.py

 
 

ABC COLOR EN FACEBOOK

 
 

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo