01 de Agosto de 2007

| PASTO PARA ENGORDE EN ÑEEMBUCú

Brisanta

Agr. Eladio Benítez Fotos:MATKEI Una práctica realizada dentro del predio de la Asociación Rural de Pilar, utilizando pasto cultivado sobre pastura natural, ha dado interesantes resultados y a la vez ha demostrado que pese a ser una zona bastante anegadiza, en el departamento de Ñeembucú se puede realizar este trabajo favoreciendo la cría y engorde del ganado vacuno.

La variedad utilizada para este ensayo fue la Brisanta MG4 y la Brisanta Marandú.
Antes de cultivar estos pastos se realizó una preparación de suelo. Primeramente se llevó a cabo el paso de una rastra pesada, la cual se hizo en dos ocasiones; luego de este trabajo de movimiento de suelo, se esperó 45 días. Posterior a dicho trabajo, se realizó una pasada de rastra niveladora y luego ya se cultivaron las semillas con una sembradora lineal a razón de 15 kg de semillas por hectárea.

CUIDADOS CULTURALES
Los cuidados culturales que se realizaron en el citado ensayo fueron una pasada de carpidora después de dos meses de realizado el cultivo. Las malezas que quedaron al costado de la parcela fueron eliminadas con asada.

OBJETIVOS
El objetivo de la instalación de la parcela dentro del predio de la Asociación Rural de Pilar fue primeramente demostrar a los ganaderos que se puede hacer pastura cultivada en el departamento de Ñeembucú. A la vez, dejar constancia de que también se realizar engorde de ganado vacuno en la zona, pues muchos piensan que solo se puede criar desmamante en Ñeembucú.

GANANCIA DE PESO
Como la variedad de pasto utilizada en el citado ensayo es para engorde, el objetivo es que los animales obtengan un aumento de peso de 500 gr por día por animal. Por supuesto, no sin antes hacer pasar los animales por la báscula, de manera de realizar el control periódico de aumento de peso.

SE REPRODUCEN
POR SEMILLAS
Una de las ventajas del pasto cultivado de las variedades la Brisanta MG4 y la Brisanta Marandú es que se caracteriza porque estas florecen, fructifican y luego sus semillas caen al suelo para que de esta forma vuelvan a crecer nuevos pastos. Cabe destacar que hay variedades rastreras que se multiplican por estolones.

RECOMENDACION
Para aquellas personas que deseen probar con este tipo de pastos cultivados, se recomienda hacer el trabajo de movimiento de suelo entre junio o julio; luego, desde los primeros días de octubre hasta el mes de marzo, se puede hacer el cultivo.

ELECCION A CARGO DEL PRODUCTOR
Hay varias creencias sobre el tema de los pastos cultivados de las variedades que florecen, pues muchos especialistas señalan que se debe consultar con un semillerista sobre este tipo de cultivos. Mientras que otros señalan que se debe dejar caer las semillas para que la masa verde de pasto cubra totalmente el suelo. Por tanto, será el productor el que decida qué decisión va a tomar sobre la pastura que cultivará.

(*) Técnico de la ARP Ñeembucú.
  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar