29 de Marzo de 2006

| CAUSAS - EFECTOS Y OPORTUNIDADES PARA EL SECTOR RURAL

Cambio climático

Ing. For. Martín E. Quinteros Doldán (*) "Los constantes cambios climáticos como las sequías, inundaciones y el aumento en el nivel de los mares están amenazando el desarrollo en los países más pobres del mundo", fue una de las principales reflexiones de expertos y trabajadores de ayuda humanitaria en el reciente IV Foro Mundial del Agua, llevado a cabo en México.

La mayor intensidad del calor reinante en nuestro medio tiene una estrecha relación con el comportamiento de factores importantes de la naturaleza. Entre estos se destacan la cubierta vegetal, el agua y el aire de la atmósfera.

Existen eventos en la naturaleza que se repiten en el tiempo, como los periodos de sequía y crecientes, la niña y el niño, fallas geológicas y sus efectos, como el tsunami ocurrido recientemente en el sur de la India en el océano Indico, la desaparición del poblado de Armenia, en Colombia. Estos acontecimientos tienen una larga lista y seguramente seguirán ocurriendo, algunos predecibles y otros no.

El calentamiento global de la Tierra puede considerarse como un evento reciente; sin embargo, las causas se relacionan con una mayor concentración de ciertos gases que tienen una estrecha relación con el desarrollo de los países.

POR QUE ESTA AFIRMACION
En gran parte del globo, con mayor requerimiento de alimentos, combustibles, crecimiento de las áreas urbanas y de la frontera agropecuaria, con el cambio de uso de la tierra, y quema de grandes cantidades de biomasa vegetal, sumados al crecimiento industrial, motivaron la liberación a la atmósfera de gases que calientan la Tierra. El proceso de generación o fuente de gases se intensificó en los últimos 200 años, acompañado muy de cerca con la revolución industrial en el siglo pasado.


CAMBIO CLIMATICO
El efecto directo de la mayor concentración de ciertos gases conocidos como gases de efecto invernadero, o simplemente gases invernadero, propiciaron el calentamiento gradual de la Tierra, lo que motivó la preocupación mundial y en consecuencia se han realizado las cumbres de la Tierra, como la Conferencia sobre Ambiente y Desarrollo de las Naciones Unidas, celebrada en Río de Janeiro en el año 1992.
Las naciones representadas en este evento confirmaron la severidad de los problemas del calentamiento global y de agotamiento del ozono, e hicieron un llamado a la acción para abatir la amenaza.

El Protocolo de Kyoto en el año 1997, definido como Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL), persigue 2 objetivos: a) Mitigar el efecto invernadero y b) Contribuir al desarrollo sostenible. Las reglas para el MDL son válidas hasta fines del 2012, fin del primer periodo del Protocolo de Kyoto.


EFECTO INVERNADERO
El efecto invernadero hace posible que haya vida en el planeta Tierra, porque si no existiera sería un planeta congelado. El efecto se forma debido a que la radiación solar entrante a la Tierra no es reflectada en su totalidad al espacio, por a la presencia de gases naturales de la atmósfera como CO2, He, CH4, N2O. En consecuencia, la radiación infrarroja retenida calienta la Tierra y hace posible la temperatura reinante en las diversas partes de ella.
Otra fuente de gases invernadero se genera en los procesos industriales, quema de combustibles y refrigeración, como los Clorofluorocarbonos (CFC). Estos compuestos, una vez descompuestos, liberan cloro libre, el cual ataca el ozono (O3) y lo reduce considerablemente en las zonas polares, fenómeno conocido como agujero de ozono.

El efecto dañino de los gases invernadero es a consecuencia de la liberación o emisión, sobre todo del CO2, debido a la tala y quema de bosques y pastizales, quema de combustibles fósiles, desgaste del humus del suelo, entre otras emisiones de origen antrópico, lo que permite la entrada de la radiación solar; sin embargo, la atmósfera ofrece mayor resistencia al escape necesario de la misma hacia el espacio, debido a una mayor concentración de dichos gases, lo que ocasiona un aumento de la temperatura.


COMO REDUCIR LAS
EMISIONES DE GASES INVERNADERO
Para los países que ratificaron el Protocolo de Kyoto, la reducción y mantenimiento se realizará, a través de procesos que reduzcan las emisiones y por compensaciones a través sumideros, en este caso por captura de CO2 con programas de forestación-reforestación y otras acciones específicas de desarrollo limpio.

El manejo adecuado de cualquier cubierta vegetal, árboles, pasturas, cultivos agrícolas y vegetales inferiores como las algas son eficientes sumideros de CO2 a través del proceso fotosintético.

Por otro lado, en la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, todos los países signatarios se comprometieron en formular e implementar programas nacionales para mitigar el cambio climático.


CONSECUENCIAS DIRECTAS
El clima de nuestro país cada vez más frecuentemente es afectado por los cambios climáticos, entre ellos el aumento de la temperatura y el comportamiento de las precipitaciones que se reducen, afectando una extensa cadena de la producción primaria, cultivos agrícolas, producción pecuaria, reducción de los caudales de ríos, arroyos, lagos y nacientes, que en su conjunto comprometen la producción de alimentos para el sustento de la población y el ingreso de divisas por la exportación de productos agropecuarios.
Además, se debe agregar el aumento del riesgo de incendios forestales, el mayor requerimiento de energía eléctrica para refrigeración por las temperaturas elevadas, efectos en el equilibrio de la biodiversidad, con surgimiento de plagas y enfermedades por el constante rompimiento de la cadena trófica o alimentaria, que afectan al ser humano y la producción agropecuaria.


REQUERIMIENTOS NACIONALES Y RESPONSABILIDADES DEL CIUDADANO PARAGUAYO
El Gobierno nacional ya dio un primer paso con la veda a la deforestación en la Región Oriental, para proteger las últimas áreas de bosques nativos remanentes, los cuales deben ser sometidos a planes de manejo de carácter sostenible. Por otro lado, la institución encargada de administrar la legislación forestal no logró detener la deforestación en las 3 últimas décadas, ni la efectiva recuperación de la producción maderera a través de la forestación y reforestación.

La Región Occidental del país también sufre una acelerada degradación ambiental, debido al cambio del uso de la tierra con un proceso continuado de tala de extensas áreas boscosas, lo que produce una mayor exposición del suelo a los factores adversos del clima, altas temperaturas y lluvias torrenciales, que resultan en fuentes importantes de gases invernadero.

El proceso de lucha contra el cambio climático requiere de aportes efectivos de la población, a través del manejo de los bosques remanentes, forestación-reforestación, manejo apropiado de pasturas, protección de cauces, deposición correcta de residuos en zonas urbanas y rurales, reducción de la quema de campos como medida de control de malezas, entre otras medidas preventivas y correctivas.

La necesidad de manejar nuestro ambiente de forma responsable es evidente para toda la humanidad, dentro del cual todos los ciudadanos estamos incluidos, pero solo las medidas radicales nos ayudarán.

El comportamiento adverso del clima en nuestro país, en gran parte es consecuencia de los gases invernaderos, con serias consecuencias para la producción agropecuaria.


ALGUNAS SALIDAS DE SOLUCION
Como una opción de nuevas oportunidades en el campo, por ejemplo, el subsidio a los productores agrícolas de 5 millones de dólares, podría representar el costo de un programa de Deforestación - Reforestación y manejo de bosques en 10.000 ó 20.000.
Fincas Rurales con 1 y 0,5 hectárea en cada caso, de tal modo a cubrir una superficie mínima de 10.000 hectáreas.
Las plantaciones se realizarían en áreas críticas, como bosques ribereños, tierras degradadas convertidas en barbechos enmalezados, como cortinas rompevientos y plantaciones en Sistemas agroforestales. Estos programas ayudarían a reducir los gases invernadero, además de crear fuentes importantes de empleos en el campo, de tal modo de asegurar la producción de maderas para las necesidades propias del campesino y como fuente importante de renta para los mismos.

Por otro lado, el Paraguay, como país signatario del Protocolo de Kyoto, puede gestionar la colocación de créditos de carbono, generados con el Programa de Forestación, que además por Ley las propiedades deben mantener el 25% del área total con bosques nativos, y en caso contrario están obligadas a reforestar el 5% de la misma superficie.
De este modo, el cambio climático en el Paraguay debe ser considerado como una gran oportunidad de desarrollo forestal y el cumplimiento de compromisos asumidos por el país con el Mecanismo de Desarrollo Limpio, y claro que es posible ver un Paraguay cada vez más verde.


(*) Catedrático de la Carrera de Ingeniería Forestal de la Facultad de Ciencias Agrarias de la UNA.
  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar