05 de Marzo de 2008

 

Parque Nacional Cerro Corá

Fotos: MATKEI A pocos kilómetros de la ciudad de Pedro Juan Caballero, y cortado por la Ruta 5, se encuentra el Parque Nacional Cerro Corá, el cual fue creado en 1976. Dicha extensión de tierra cuenta con una superficie de más de 12.000 hectáreas, y combina, como otras áreas protegidas, la naturaleza con elementos de contenido histórico y cultural.

El sitio fue creado como lugar de veneración a los héroes de la Guerra del Setenta, en torno al sitio exacto donde se encuentra el arroyo Aquidabán Nigüi, donde fallecieron Francisco Solano López; su hijo, el coronel Panchito López; y otros miembros del Ejército paraguayo.
Una naturaleza prodigiosa, de alta biodiversidad, ofrece el escenario perfecto para este parque, el cual es también un importante atractivo cultural del Amambay, mientras una avenida de bustos, cruces y monumentos recordatorios hacen memoria a los fatídicos eventos del 1º de Marzo de 1870, cuando el Amambay era todavía una tierra muy poco poblada, de densos bosques y yerbales naturales, y la guerra llegaba a su desenlace.


UN RIO Y LAS SERRANIAS
El espacio está circundado por cerros, tal como lo indica su nombre. Un importante río, el Aquidabán, tiene uno de sus más importantes trechos en la parte norte del parque, creando sitios de gran belleza escénica visitados por mamíferos y aves de las más variadas especies.

Cerro Corá es lugar de origen de una gran variedad de plantas típicas del Paraguay, entre ellas el guavirami y el aratiku silvestre; infinidad de flores, enredaderas y tacuaras enriquecen su patrimonio botánico. Ambientalmente, el parque se encuentra en un área de transición entre el cerrado y el bosque atlántico.

Bosques y campos alternan en este terreno muy rodeado de campos y cerros, y entre las especies forestales más valiosas de su patrimonio se encuentran la peroba y el trébol, la palmera conocida como jata’i guasu, que también es originaria del lugar.

Su ubicación sobre la Ruta 5, a 413 kilómetros de Asunción, hace que sea una de las áreas protegidas de más fácil acceso.


LAS INSCRIPCIONES ENIGMATICAS
Contiguo al Parque Nacional Cerro Corá se encuentra el lugar llamado Gasory, donde en las rocas se pueden ver inscripciones muy antiguas que hasta el momento no han sido descifradas. Se trata de inscripciones y figuras talladas en profusión en la piedra arenisca, hechas probablemente en épocas muy antiguas.

Se ha especulado mucho sobre estas inscripciones que, para algunos, tendrían como autores a conquistadores vikingos; mientras para otros no se diferencian de las inscripciones que se encuentran en todo el país y que son atribuidas a pueblos más antiguos que los guaraníes.

La riqueza arqueológica y geológica de los cerros que componen la cadena del Amambay todavía no ha sido explorada en todo su potencial y es, indiscutiblemente, todo un desafío para los investigadores.
El Parque Nacional Cerro Corá reúne, entonces, no solamente una extraordinaria biodiversidad sino también un patrimonio cultural de excepcional importancia todavía no valorizado en su justa dimensión.


Fuente: Secretaría Nacional de Turismo.
  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar