10 de Mayo de 2005

 

¿Por qué debemos cuidar nuestros músculos y huesos?

Sin el cuidado apropiado de nuestros músculos y huesos no podríamos desarrollar todas las actividades que cotidianamente lo hacemos. Como por ejemplo: correr, saltar, subir y bajar escaleras, etc.

/ ABC Color

Recomendaciones para cuidar nuestros huesos

Ninguna persona debe soportar pesos superiores a los que puede sostener.

Debemos sentarnos en posición correcta para que la columna vertebral no se desvíe.

Practicar deportes sin fatigarse en exceso. Los ejercicios físicos violentos pueden producir fracturas y dislocaciones.

La alimentación debe ser rica en sales de calcio, hierro y fósforo para evitar el raquitismo, enfermedad que se caracteriza porque los huesos quedan blandos, se deforman y no crecen.

¿Por qué debemos cuidar los músculos?

Todos los músculos participan en forma voluntaria e involuntaria de los movimientos del cuerpo humano. Sin embargo, esta actividad de los músculos no garantiza su normal desarrollo y funcionamiento. Por esta razón es necesario controlar los músculos mediante el ejercicio físico. La práctica del algún deporte los mantendrá en óptimo estado. Pero debemos tener en cuenta que el excesivo trabajo de los músculos los deforma. En cambio, si los músculos no se ejercitan de manera constante, se debilitan y adelgazan.

En el cuerpo humano, los músculos después de alguna actividad deben descansar; sin embargo, existe un músculo que jamás descansa: el corazón.

Normas para una sana práctica de deportes

Los ejercicios físicos deben realizarse al aire libre, los recintos cerrados no garantizan un adecuado suministro de aire para la respiración.

Es preferible que los ejercicios físicos se hagan a una hora en que los rayos del Sol no calienten en exceso.

El vestido para el ejercicio debe ser adecuado, de manera que permita el libre movimiento.

Jamás se debe realizar ejercicios inmediatamente después de las comidas.

El ejercicio debe suspenderse cuando se sienta cansado. No se debe exagerar el ejercicio hasta el agotamiento.

Una alimentación sana contribuye a reparar las energías gastadas, y ayuda a crecer.

El ejercicio físico debe ser diario y jamás esporádico.

Valora tu cuerpo

El cuidado de los huesos y los músculos implica una vida sana dedicada a los deportes en las horas libres. ¿Cuáles son tus deportes preferidos? ¿Qué tiempo le dedicas a las prácticas deportivas?
  • ¿Querés recibir las noticias nacionales e internacionales más importantes?
    Enviá ABC al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar