27 de Mayo de 2007 00:00

| UNO DE LOS CLASICOS DE GABRIEL CASACCIA

“Los exiliados” está desde hoy en las calles del Paraguay

El quinto libro de la Colección Homenaje a Gabriel Casaccia, de El Lector y ABC Color, llegará hoy al público con el ejemplar de nuestro diario. Se trata de “Los exiliados”, novela publicada en 1966 tras haber ganado el máximo galardón en el concurso del periódico argentino Primera Plana. Este texto es uno de los que marcan más profundamente en Casaccia su condición de exponente del realismo crítico.

El escritor Gabriel Casaccia, prolífico autor y considerado el padre de la novela en Paraguay.

El escritor Gabriel Casaccia, prolífico autor y considerado el padre de la novela en Paraguay. / ABC Color

Esta es una obra de Casaccia que no transcurre en Areguá, pues lo hace es Posadas, separada de Encarnación por el río Paraná. Sin embargo, muchos de los personajes de la narración tienen sus raíces en Areguá y provienen de allí, así como “provienen” también de la anterior novela de Casaccia, “La llaga”, publicada en el marco de esta Colección el pasado domingo 13 de mayo.

Los jóvenes, sobre todo, tienen ahora la magnífica oportunidad de tener su propio ejemplar de “Los exiliados”, para leerlo detenidamente y trabajar sobre él en conjunto con los compañeros y profesores. El tema en sí es impactante, pues el exilio, en todas sus variantes causales, afectó y afecta a una gran cantidad de compatriotas.

En esta novela, el autor se interna en el alma del exiliado y va surcando sus sentimientos y sus sueños, así como las consecuencias dolorosas que va imponiendo en su ánimo el extrañamiento forzoso de su patria.

Gabriel Casaccia –nombre literario de Benigno Gabriel Casaccia Bibolini– nació en Asunción el 20 de abril del 1907 (estamos en el centenario de su nacimiento) y falleció en Buenos Aires el 24 de noviembre de 1980.

Entre Asunción, Buenos Aires y Posadas realizó sus estudios secundarios durante 1919 y 1926, luego de los cuales se inscribió en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la UNA. En 1933, como auditor de guerra, estuvo en el Chaco durante seis meses, experiencia que le sirvió para escribir el cuento “A ratos perdidos”.

Desde 1935 hasta 1951 vivió en Posadas, donde alternó la creación literaria con sus labores de abogado. En el ’51 se instaló en Buenos Aires, donde produjo lo mejor de su obra creativa.

Introvertido, tímido, melancólico, Gabriel Casaccia experimentó durante toda su vida una intensa soledad interior, una “nostalgia terrible” por su pasado infantil en Areguá. En 1945 le confesó a su hermano Carlos Alberto, en una carta desde Posadas: “He traído de allí una nostalgia terrible de todo lo que dejé y que quizá con dos o tres cosas más sean las fuertes y únicas raíces que me atan profundamente a la vida, a mi vida a través de otras vidas. Desde luego se vive por dos o tres cosas, o para dos o tres cosas. Me parece que soy un pobre sentimental o más bien un hombre de dos o tres sensaciones, de dos o tres recueros. Ni siquiera creo que soy un ser de razonamiento ni sentimiento, sino un ser que tiene cuatro sensaciones adheridas permanentemente, tenazmente a la piel”.
  • ¿Querés recibir las noticias de espectáculos más importantes?
    Enviá Espectaculos al 22292 desde tu Tigo, Personal o Vox.

COMENTARIOS

Inicie Sesión o Regístrese para comentar.

- ABC Digital no se hace responsable por los comentarios generados o publicados por lectores.
- Los usuarios que utilicen datos falsos en los registros de ABC Digital serán bloqueados.
- Se anularán las cuentas de personas que utilizan este sitio para ofender, insultar, agraviar o publicar groserías. Los comentarios considerados inapropiados serán borrados.
- Los usuarios con más de tres reportes de abuso serán dados de baja.

 

Reportar error

Reportar comentario

Enviar a un amigo

 

Estimado lector

Esta funcionalidad estará disponible a partir del lanzamiento oficial del nuevo sitio de ABC Color.
Gracias por su comprensión.

Reloj animado Estimado lector, la página se refrescará en Cancelar