Libertad clasificó sufriendo

Libertad jugó un horrible partido, perdió 1-0 contra Junior de Barranquilla en el Defensores del Chaco, pero avanzó a los cuartos de la Copa Sudamericana gracias al triunfo 4-3 de la ida. Martín Silva, quien desvió un penal, fue la figura.

El lateral uruguayo de Libertad, Ayrton Cougo, soporta la fuerte marca de Walmer Pacheco, del Junior que ganó 1-0.
El lateral uruguayo de Libertad, Ayrton Cougo, soporta la fuerte marca de Walmer Pacheco, del Junior que ganó 1-0.ARCENIO.ACUNHA

<b>El Gumarelo no creó una chance de gol</b>

Así como destacamos la victoria en Colombia y puntualizamos que fue la mejor presentación de Libertad de Daniel Garnero, la derrota por la mínima en Asunción 0-1, orilló la vergüenza.

Querer jugar con la ventaja de los cuatro goles en Colombia durante todo el cotejo fue un error casi letal. El Gumarelo abusó de la conducta defensiva y aunque garantizó el cero en el primer tiempo, en la complementaria no aguantó. Hasta tuvo un penal dudoso por una supuesta infracción de Camilo Mayada que Martín Silva y el palo desviaron a Cristian Martínez.

Es comprensible ceder la pelota y un poco de terreno con el propósito de desgastar al adversario y salir de contragolpe aprovechando el ascenso por la necesidad en el resultado, pero no generar una ocasión manifiesta en todo el trámite fue muy preocupante.

Hay un abismo en el rendimiento del equipo de Daniel Garnero entre partido y partido. El protagonismo que tomó en el Metropolitano parece un espejismo.

Esta vez, sufrió defendiendo pegado al arquero, no anticipó sobre Pacheco y Hinestroza por los costados ni cortó por dentro impidiendo que Luis González, el autor de un golazo para el único tanto de la noche, pueda jugar asociándose con siempre cuatro o cinco jugadores por delante.

La lesión de Hugo Martínez, que enciende las alarmas porque fue en la rodilla derecha y el volante no pudo continuar, hizo efecto principalmente en el control, la pausa y la conducción que necesitó el campeón paraguayo cada vez que recuperaba el balón.

Óscar Cardozo y Julio Enciso fueron espectadores. El primero nunca aguantó y el segundo difícilmente ganó un mano a mano. El resto tampoco acompañó y ambos siempre jugaron aislados.

De todas maneras y teniendo mucho que cambiar, el conjunto de Tuyucuá está en la siguiente ronda y espera por Independiente de Avellaneda o Santos.

<b>“Distinto a lo pensado”</b>

A decir del técnico liberteño, Daniel Garnero, el partido de anoche “se dio totalmente distinto a lo que habíamos pensado” y afirmó que “no tuvimos el juego que queríamos. No estamos del todo contentos más allá de lograr el objetivo”.

A su vez, el arquero Martín Silva, la figura del partido y que paró un penal, reconoció la virtud del equipo rival y que al conjunto gumarelo le fue difícil defenderse por mucho tiempo y que se salió del libreto. “Nosotros queremos ser protagonistas, pero esto es difícil, pero estamos paso a paso, pero a paso firme”, advirtió el uruguayo.

Hoy se conocerá al rival de cuartos de final, Santos (1) o Independiente de Avellaneda, pero mirando de reojo el partido del domingo con Cerro Porteño, en la Olla en el torneo Clausura.

@DarioIbarra01