“Esto es Resistencia y no van a salir vivos de acá”

Los futbolistas de General Caballero supuestamente amenazados y afectados por petardos de parte de la gente de Resistencia ayer hablaron con la 730AM y contaron su versión de los hechos. Marcelo Ferreira aseguró que hubo un arma de fuego en el vestuario.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/SGE4ERMK2VFNNMLO4OTHFJ5KLU.jpg

Antes de iniciarse un compromiso entre Resistencia y General Caballero en cancha de los primeros, varios incidentes forzaron a los visitantes a no presentarse, según contó el entrenador visitante Juan Sosa.

“El presidente de Resistencia (Roberto Garcete) y su hijo entraron a armar quilombo en nuestro vestuario antes del partido. Su hijo trajo un 12x1 y quiso prender adentro, ya nos habían tirado varios antes”, comenzó relatando el delantero rojo, Marcelo Ferreira, al Cardinal Deportivo.

“Lo detuvimos, pero además tenía una pistola y dijo: ‘Esto es resistencia y no van a salir vivos de acá’. Hay videos que lo demuestran, el veedor también vio lo ocurrido, que terminó dañando a tres jugadores nuestros”, continuó el atacante.

PUBLICIDAD

Ferreira añadió que vinieron a buscar los puntos para ser líderes de la Intermedia, pero “terminó pareciendo una guerra” y por ello no salieron al campo de juego y terminaron perdiendo por Walk Over.

Por su parte, Manuel Maciel se sumó a lo dicho por su compañero y explicó que las bombas le afectaron la audición y quedó de reposo con rotura de tímpano, según le explicó un doctor. “No había condiciones para jugar así”, tiró el goleador con pasado en Libertad.

Ariel Paniagua, golero de General Caballero, manifestó que una bomba explotó al entrar al vestuario y lo dejó aturdido. “No veía y no escuchaba bien, no estaba en condiciones para jugar, el veedor me revisó el ojo y se percató que estaba afectado, pero el árbitro no entró al vestuario a ver lo que pasó”, se lamentó el cancerbero.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD