El país sueña con otra hazaña del Olimpia

BELO HORIZONTE. Olimpia, el “Rey de Copas” paraguayo, buscará esta noche bordar en su insignia la cuarta estrella de la Copa Libertadores de América.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/RNPVGL7DNVFYDEC6XBVN4IJYYI.jpg

Para ello debe superar el difícil escollo que es el Atlético Mineiro, al que sacó ventaja de 2-0 en el partido de ida, en Asunción. La revancha de hoy comenzará a las 21:50 local (20:50 hora paraguaya), en el majestuoso estadio Mineirão y será dirigido por el árbitro colombiano Wilmar Roldán.

La definición se presenta pareja, porque el 2-0 no sentencia ninguna eliminatoria, aunque sí da cierta tranquilidad para encarar el partido ante un equipo que seguro se presentará ultraofensivo, en busca de la mayor cantidad posible de goles.

En esta final sigue la diferencia de goles, y lo único que ya no se tienen en cuenta son los goles de visitante. Es decir, ya no tendrán valor doble a la hora de desempatar. Así, Olimpia tiene tres resultados que lo pueden consagrar, un triunfo, un empate y una derrota por la mínima (1-0, 2-1, 3-2, 4-3, 10-9), mientras que al Atlético Mineiro solo le sirve un triunfo por tres o más goles de diferencia. Una victoria por dos goles obligará a un alargue, y de persistir la paridad se deberá recurrir a la ejecución de tiros penales para definir al ganador.

PUBLICIDAD

El cuadro franjeado llega a este compromiso con los deberes bien hechos durante la semana y con todos los jugadores disponibles. Éver Almeida, un viejo zorro en lides coperas, sacará a relucir toda la audacia acumulada a lo largo de su carrera para darle a su equipo otra Copa, la misma que él ya conquistó dos veces como jugador. Aseguró que no entrará a defenderse, aunque jugará con un esquema de 5-3-2. Esa línea de cinco en el fondo se puede convertir en tres, a modo de permitir a los laterales actuar de carrileros y apoyar en ataque.

Almeida dijo ayer que la única duda que tiene es o Mazacotte o Meza: si este entra, obligará a Candia a salir de la zaga y actuar de lateral, lo que no le convendrá al equipo atendiendo la capacidad de marca que tiene el actual capitán en la zaga central.

Por el lado de Mineiro, el técnico Cuca dispondrá del joven atacante estrella Bernard, quien no pudo jugar en Asunción por acumulación de tarjetas amarillas. Bernard formará un tridente ofensivo con Jo y Guilherme, apoyados por Ronaldinho Gaúcho.

Las fichas están echadas; queda esperar el partido, que consagrará al mejor equipo sudamericano de la temporada. En ese contexto, vale destacar que Olimpia hizo méritos suficientes para ceñirse por cuarta vez la corona.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD