Guaraní vapulea

PRESIDENTE FRANCO (Corresponsal). Guaraní fue certero y se aprovechó del endeble equipo de Cerro de Franco. Con dos goles en cada tiempo goleó 4-1 al fronterizo, que corre serio riesgo de perder la categoría, pues no muestra signos de reacción.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/SYGNAISXABGVHMIM6N3CZUQRJA.jpg

Antes del primer minuto, un cabezazo de Santander terminó en las manos del golero Olmedo, cuya figura se acrecentó enseguida con otras dos intervenciones sensacionales. Pero el esfuerzo se esfumó porque un error suyo propició el primer tanto aurinegro.

Tanto golpeó al azulgrana esa acción desafortunada del arquero, que su defensa, con las improvisaciones de los laterales (Velázquez y Miño), se resquebrajó y facilitó la tarea de Guaraní. Con buen criterio, la visita pisó con firmeza el terreno rival, apeló a los toques precisos para poner en peligro la valla adversaria, hasta que la presión aborigen y la tremenda vacilación de la defensa se combinaron para que González Ferreira anotara fácilmente la segunda conquista.

Guaraní en el segundo tiempo cedió el balón y protagonismo al equipo fronterizo, que se pegó el lujo de promocionar debutantes (Meza y Ayala), como si ya hubiera evitado el descenso. Con mucha voluntad Samudio logró el descuento e inyectó gran dosis anímica a sus compañeros. Sin un patrón de juego, chocó contra la muralla aurinegra y cuando pudo empatar, Teixeira sentenció el marcador con otro gol.

PUBLICIDAD

Olmedo completó el combo de errores y permitió el cuarto gol del “Cacique” a través de Filippini, para ratificar el mal momento azulgrana, que transita hacia su vuelta a la División Intermedia.

Visita usa banquillo como vestuario

El plantel de Guaraní usó ayer el banquillo de suplentes como vestuario, previo al juego contra Cerro de Franco. Fue un hecho inédito para el fútbol profesional, solo observado en los nacionales Interligas. El justificativo es que recibieron informaciones de que el “aroma” en vestidor visitante no era tan agradable, por eso los jugadores “pidieron” no utilizarlo, salvo para el aseo, tras la victoria. El entrenador Fernando Jubero aseveró: “Las matemáticas dicen que no estamos eliminados de la competencia por el título de campeón”.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD