Guma no perdona

Libertad no perdonó los horrores que cometió Luqueño y le ganó 2 a 0 en su propia casa, y ante una buena cantidad de público que fue a alentar a su equipo, pero que terminó decepcionado. Jesús Medina, en dos ocasiones, anotó para los gumarelos, una en cada tiempo.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/X76ZCMYG4FD2HIJ6N5WYNHJ57Y.jpg

En un partido en que los jugadores de Libertad estuvieron más tiempo en el suelo simulando lesiones que jugando, y Luqueño excediéndose con el piki-piki y el traslado de balón sin llegar a ningún lado, fueron los repolleros quienes al final se quedaron con el partido.

Un centro corto de Antonio Bareiro que Rodolfo Rodríguez (de pésima noche) quiso contener, quedó en la cabeza de Danilo Santacruz, que intentó anotar, pero finalmente el balón llegó a la cabeza de Jesús Medina, que sí le dio el primero a Libertad, que hasta ese momento tampoco había hecho mucho, al igual que Luqueño.

En la complementaria los auriazules intentaron dejar el excesivo toque y ser más verticales, pero ninguno de sus delanteros estaba en sintonía.

PUBLICIDAD

Los repolleros tuvieron orden y cabeza fría para controlar los tiempos y el partido, así Jorge Recalde aguanta la marca de Mario Saldívar y le cede el balón a Jesús Benítez, que liquidó el partido con el segundo gol.

 

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD