Luqueño no quiere dejar el nido

Luqueño le devolvió la alegría a su gente al ganar con claridad a Rubio Ñu por 2 a 0 y salir nuevamente de la zona del descenso. En el primer tiempo abrió el marcador José Burgos, a los 17’. Ariel Bogado hizo el segundo a los 77’

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/RAXARDB7XRF47E6BOQTIBGCEHU.jpg

Hubo fiesta en Luque por la importante victoria obtenida por sobre Rubio Ñu, para salir de la fosa que condena al descenso.

Luqueño fue dominador del encuentro desde el comienzo y no tardó en llegar al gol cuando empezó a rondarlo. Sobre 17 minutos, Raponi mandó un centro que Claudio Vargas cabeceó al arco. La pelota rebotó en el arquero, apareció el centrodelantero José Burgos y tras otro rebote en Valenzuela, de nuevo el ariete remató mandando el balón al fondo del arco.

Tras el primer gol, Luqueño cedió algo de terreno permitiendo a Rubio Ñu insinuarse en ataque, organizado por el “Toro” Acuña, donde Contrera tuvo activa participación, pero sin la contundencia necesaria. En la mejor jugada del Rubio, Roberto Gamarra remató con el arco en blanco y en última instancia salvó Sergio Vergara el empate.

PUBLICIDAD

El primer tiempo se vio perturbado por incidentes en la “barra organizada” luqueña, que solo perjudican al fútbol y a su propio equipo. No obstante, el partido no perdió interés. Luqueño contó con el trabajo criterioso del volante, William Shuster, quien recuperó pelotas y colaboró en defensa y ataque. El primer relevo en Luqueño, Ariel Bogado, cerró el juego con el segundo tanto a los 77.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD