No merecían perder

Sin especulaciones, Rubio Ñu y Luqueño entraron a ganar el partido de ayer en la Arboleda. Con un ritmo frenético, preciso, con pocas faltas, y muchas emociones ante los pórticos, brindaron un gran espectáculo en la cancha, y llenaron la expectativa de la afición que acudió al estadio.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/4ECI72DVSFGKNKJWZHM2M3F5BE.jpg

Gran pase de Lucena para Ciz, quien manda el pase atrás, y Escalante abre el marcador para los ñuenses, al iniciarse el juego, y 10 minutos después, Ale Da Silva empuja el balón con la panza, tras el remate de Maxi Lugo.

Luqueño siguió con el mismo ritmo y llegó al descuento mediante un penal de Domínguez contra Di Vanni, anotado por Miño, y 5 minutos más, empató con un cabezazo de Di Vanni.

En la etapa final se achicaron los espacios, y si bien siguieron buscando el arco rival, los porteros fueron responsables de evitar los goles, para una justa paridad.

PUBLICIDAD

No les gustó a los ñuenses

Los jugadores de Rubio Ñu lamentaron no haber podido mantener la diferencia de dos goles que lograron rápidamente ante los luqueños.

“Lamentablemente no supimos mantener la diferencia en el marcador, pero Luqueño también jugó bien”, señaló Ángel Cardozo Lucena.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD