Olimpia reacciona de gran manera

Tras un 3-0 en contra ante Capiatá, Olimpia reaccionó de gran manera y con goles sucesivos logró igualar y pasar al frente 5-3, con un penal mal cobrado por el juez Enrique Cáceres.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/GR3WSW27DVHLXNRG2D6UZX7PXU.jpg

Nadie discute el momento de Olimpia. Nadie discute que pueda hacer un gol como diez. Nadie discute que es un gran equipo. No hay discusión para nada.

Pero anoche, fue muy evidente la ayuda que recibió de parte del discreto juez Cáceres, quien tuvo un bochornoso trabajo, específicamente en el segundo penal a favor del Decano.

Cáceres pitó la pena máxima por supuesta mano del defensor Ángel Martínez, pero la pelota le pegó en el pecho.

PUBLICIDAD

Otra polémica que generó el juez fue la expulsión del defensor Arnaldo Pereira en el cobro del primer penal.

A estas alturas es penoso estar hablando del trabajo de un juez como Cáceres que por el currículum que tiene debería de haber pasado desapercibido en su faena.

Entonces, toda la gran reacción del equipo franjeado se opacó por la tarea arbitral.

Capiatá ganaba cómodamente 3-0, con gran gol de juvenil Giménez, el segundo con penal de Irrazábal y el tercero con una gran definición de Roberto Gamarra.

Pero se vino la tremenda oposición del cuadro olimpista que aceleró al máximo sus líneas y William Mendieta, con gran disparo, descontó el marcador.

Después se llega el aparente penal de Pereira contra Núñez, por cuya acción vio la roja el defensor.

Mendieta con gran disparo acortó más la diferencia a 3-2. El juez Cáceres pitó otro penal, pero inexistente esta vez.

Mendieta remató y puso el 3-3 y luego Fredy y Núñez cerraron la cuenta. Reaccionó bien Olimpia, lo hizo en buena forma, pero el juez Cáceres enturbió el partido.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD