Primer traspié en la nueva era albirroja

La selección nacional sufrió anoche en Estados Unidos su primera derrota bajo la conducción del argentino Ramón Díaz. La Albirroja, que experimentó un pequeño retroceso en su juego con relación a lo exhibido ante Costa Rica, perdió por 1-0 frente a México, en Kansas City, en su penúltimo juego de preparación para la Copa América, a disputarse entre el 11 de junio y el 4 de julio del presente año, en Chile.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/DG7VZHUES5E3NNRAF6WUJWLT5U.jpg

Fue un arranque que alteró totalmente los planes, con el gol de Eduardo Herrera, que zafó de la marca de Lucas Barrios tras un tiro libre pasado. Nuestro equipo quedó “grogui”, con problemas en la salida, ante la presión del rival.

El proceso del cambio de “chip” costó, por la intensidad del juego azteca y la falta de un creativo en la Albirroja, que tardó en afirmarse en un estadio de primer mundo, con un empastado en mal estado.

La acción más clara para el empate se dio sobre el final del primer tiempo, con un cabezazo de Richard Ortiz que se estrelló en el travesaño. Al descanso, con la preocupación por el nivel y la lesión de Justo Villar, quien tuvo una molestia muscular.

En la complementaria, Paraguay estuvo cerca de la igualdad, con empuje, aunque entre el partido 1 y el 2, en este “combo” de juegos en fechas FIFA, hubo diferencias. En San José de Costa Rica no se dieron las fallas defensivas como las registradas anoche en el inicio del espectáculo.

PUBLICIDAD

Nuestra escuadra está formateada para presionar, cortar las conexiones ofensivas del rival y a jugar con soltura, siempre y cuando su arco esté en cero. Cuando está en desventaja, se presenta el inconveniente mayor, porque le cuesta generar acciones claras y depende mucho de las jugadas de pelota parada.

Para llegar bien a la Copa América se necesita de mucho trabajo, y tal vez de una mejor selección de valores de mitad de cancha para arriba.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD