Lucha contra la marihuana dio un avance importante en Paso Kurusu

Finalmente acabó, al menos de momento, la lucha contra los campesinos marihuaneros  que operan dentro de las casi 22.000 hectáreas que comprende la estancia Paso Kurusu del distrito de Santa Rosa del Aguaray, departamento de San Pedro.

Un contingente del departamento Antinarcóticos de la Policía incursionó el jueves último en las tierras pertenecientes al brasileño

Ulisses Rodrigues Teixeira y destruyó las últimas tres hectáreas de cultivos de la droga que seguían en pie, en un sector lindante a unos 15 kilómetros del casco principal del establecimiento.

El comisario Darío Von Brand, jefe de operaciones de la citada unidad, dijo que la destrucción de las últimas plantaciones en las tierras de Teixeira constituye una valiosa victoria para la legalidad y anunció que los campesinos que intenten reingresar a la propiedad para cosechar la droga serán perseguidos, detenidos y encarcelados.

Por su parte, el fiscal Luis Piñánez, quien acompañó la incursión en el espeso monte, instó a los demás estancieros a denunciar este tipo de casos y aseguró que siempre van a encontrar el apoyo del Ministerio Público. Agregó que resulta gravitante la coordinación con los ganaderos para llevar a cabo los procedimientos.

Las plantaciones de marihuana en la propiedad del grupo Teixeira en Paso Kurusu abarcaban gran parte de las 22.000 hectáreas, pero tras las reiteradas denuncias finalmente los cultivos de cannabis fueron eliminados por completo, al menos por ahora.

Los Morales

Los que participaron de este operativo conjunto coincidieron en que la eliminación de los últimos cultivos de marihuana de la estancia Paso Kurusu es muy representativa ya que significa haber ganado una importante "batalla" en la permanente lucha contra el grupo de Víctor Morales Martínez y su hermano, quienes manejan los hilos del narcotráfico y el rollotráfico en la zona.

Recordemos que Víctor Morales Martínez (42), con un frondoso antecedente criminal (declarado en rebeldía dos veces y acusado de lesión, robo agravado, intento de homicidio,  secuestro, etc.), posee orden de captura vigente emanada de la Fiscalía Zonal de Santa Rosa del Aguaray.

El mismo está sindicado además como el "brazo armado" del grupo de Eulalio López (prófugo de la justicia), José Rodríguez (encarcelado) y Elvio Benítez, quienes a su vez son apoyados por el gobernador de San Pedro, José "Pakova" Ledesma.

No obstante, Von Brand, de Antinarcóticos, sostuvo que todavía hay mucho por hacer en la zona ya que la plantación del cannabis se volvió un rubro más entre los cultivos de los campesinos que no encuentran muchas veces otras actividades económicas rentables.

Garantías para proyecto

Por su parte, el empresario Teixeira resaltó la labor de la Policía y el Ministerio Público para devolver las garantías a la estancia Paso Kurusu. "Este es un paso importante para recuperar la seguridad física y jurídica dentro de Paso Kurusu, aunque esperamos que el Gobierno dé muestras claras de que brindará las garantías necesarias para desarrollar la inversión que tenemos proyectado (planta de etanol por US$ 400 millones)", sostuvo Ulisses Rodrigues Teixeira.

 

Fotos: Fernando Romero  
fromero@abc.com.py