Johnson rechaza aplazar el brexit

LONDRES (AFP). El primer ministro británico, Boris Johnson, se vio obligado ayer a cambiar de planes, después de que el parlamento le obligara a pedir un nuevo aplazamiento del Brexit, algo que hizo a desgana y con una carta sin firmar.

A 12 días para la salida británica de la Unión Europea, los diputados acentuaron la tensión y el caos al aprobar el sábado una enmienda por la cual el acuerdo cerrado con Bruselas no será adoptado hasta que se haya aprobado la legislación necesaria para implementarlo.

Esto activó automáticamente una ley que obliga al gobierno a pedir una nueva prórroga del Brexit, inicialmente previsto para el pasado marzo y aplazado ya dos veces. Pero, determinado a mantener la fecha del 31 de octubre, Johnson aseguró que “no negociará un aplazamiento con la UE”.

Para ser efectivo, un tercer aplazamiento debe ser aprobado por los otros 27 países del bloque. Francia consideró que “no interesa a nadie” volver a aplazar el Brexit y el irlandés recordó que “una prórroga solo puede ser decidida por unanimidad”.

PUBLICIDAD

Si los 27 no conceden una prórroga los británicos se verían abocados a un Brexit brutal a final de mes.

El pasado sábado el parlamento debía celebrar una votación histórica que pusiese fin a meses de incertidumbre, pero lo postergó.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD