Liberan a fotógrafo que mató a tiros a delincuente que entró a su casa

La Fiscalía, finalmente, liberó ayer a un fotógrafo de 79 años de edad, quien el sábado de tarde eliminó a tiros a un delincuente que entró a robar en su casa. Momentos antes de su muerte, el marginal había entrado a otra vivienda y fue perseguido por una turba de vecinos. El hecho sucedió en J. Augusto Saldívar. El malviviente abatido ya tenía antecedentes penales.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/TQOGRZPBP5HC5IV4DONVRWKTXQ.jpg

Policías de la comisaría 33ª Central de la compañía Posta Ybyraró confirmaron que la orden de libertad fue emanada ayer poco después del mediodía, luego de que el fotógrafo se presentara en la unidad de la fiscala Rosana Enciso.

El incidente se produjo el sábado a las 15:30 en el barrio Santa Catalina de la Compañía 8 del distrito de J. Augusto Saldívar, en la zona del Kilómetro 23 de la Ruta 1.

El delincuente ultimado resultó ser César Antonio Ricardo Saucedo, de 23 años, domiciliado en el barrio San Antonio de Capiatá, cerca del Kilómetro 21 de la Ruta 2. El citado marginal, tenía antecedentes por robo agravado.

Según los datos, el joven malviviente ingresó a robar en una casa, donde fue sorprendido por el dueño, aunque este último no pudo evitar que el sospechoso escapara con dos celulares.

La víctima del primer robo alertó a sus vecinos y persiguieron al ladrón, quien a su vez entró a otra casa, perteneciente al fotógrafo de 79 años, quien vivía solo en el lugar.

Alertado por los vecinos, el fotógrafo empuñó su revólver y advirtió al maleante que abandonara su propiedad. Este último desobedeció la orden, intentó robar otras cosas que tenía a mano y, para colmo, se abalanzó sobre el dueño de casa, en la creencia de que podía reducirlo. Sin otra opción, el fotógrafo se defendió y disparó contra su agresor, quien pereció a consecuencia de las heridas.

Tras acabar con su atacante, el dueño de casa devolvió a su vecino los celulares que le había robado momentos antes el delincuente, llamó a la Policía y se puso a disposición, con el arma de fuego utilizada.

Luego de menos de 24 horas preso, el hombre declaró y fue liberado.

Sin embargo, el fotógrafo no regresó a su casa, donde ocurrió el crimen, y en cambio se refugió en la casa de un familiar, por temor a represalias.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.