Matan a tiros a un policía y toda su familia en su vivienda de Villarrica

Un suboficial de la Policía Nacional, su esposa y sus dos hijos fueron encontrados muertos en la mañana de ayer dentro de su propia vivienda, situada en el barrio San Miguel de Villarrica, tras ser acribillados. Los investigadores hasta el momento no detuvieron a ningún sospechoso, pero se maneja la hipótesis de que el presunto asesino se trataría de un menor de 13 años que trabajaba como criado del agente, actualmente prófugo.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/PGL5UXEF3BCRTF5XCFC6QO4HIU.jpg

VILLARRICA (Carlos Ávalos, corresponsal). El efectivo policial acribillado es el suboficial mayor Hugo Armando Fariña Baeza, quien estaba comisionado al resguardo del Poder Judicial de esta capital departamental. También fueron asesinados su esposa, María Villaverde, y sus dos hijos menores de edad, Israel e Isabel Fariña Villaverde, de 12 y 6 años, respectivamente.

Todas las víctimas fueron halladas sin vida en una de las habitaciones de su vivienda en el barrio San Miguel de Villarrica. Según los datos, los cuerpos del uniformado, su esposa y el hijo mayor presentaban impactos de bala en varias partes de la cabeza, mientras que la pequeña tenía heridas de arma blanca en parte de su cabeza y el cuello.

La madre del agente policial, Miguelina Baeza, en medio de llantos comentó que a las 11:00 de ayer apareció en la vivienda de su hijo para buscar a sus nietos y posteriormente llevarlos a un festejo por el Día del Niño que celebraban en la comunidad. Como nadie salió a atenderla optó por mirar en la ventana, momento en que encontró a todos ensangrentados en la cama y el piso de la habitación. Alarmada por la escena que vio, comenzó a pedir auxilio a gritos a sus familiares y vecinos.

PUBLICIDAD

Los investigadores hasta el momento no pudieron determinar si se trató de un homicidio o suicidio, atendiendo que el arma no fue encontrada. Sin embargo, se maneja la hipótesis de que un adolescente de 13 años que trabajaba como criado del agente sería el principal sospechoso del alevoso crimen. El menor está prófugo.

El suboficial Fariña había denunciado el robo de su arma reglamentaria el pasado 28 de agosto, de su propia vivienda, misma fecha en que el criado había desaparecido.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD