Huracanes del Caribe podrían repercutir en fenómenos extremos en el Paraguay

Los huracanes que se registran en el Caribe podrían repercutir en Paraguay provocando fenómenos extremos como los tornados. No se puede predecir su aparición pero siempre está latente. El cóctel para “generar” un tornado es el calor y la humedad. Esto produce el desequilibro atmosférico que deriva en los “vientos huracanados”.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/EUFANKTQZJFYRIUUQNHVQKTDNE.jpg

Desde el pasado 24 de agosto, cuando el huracán Harvey aporreó las costas de Texas e inundó varias ciudades de ese estado de EE.UU., los destructivos fenómenos no han parado, ya que luego aparecieron Irma, José y actualmente está azotando el huracán María, que nuevamente enciende la alarma en esa región.

Si bien en Sudamérica pareciera que estamos “salvados” de los temibles huracanes, hay que estar siempre alertas. “En la región se puede dar si hay condiciones de temperaturas. El huracán Catarina fue un ciclón tropical en el Atlántico Sur, sin precedentes, que impactó el sur de Brasil en el 2004, así que nada es imposible, todo es muy cambiante con los fenómenos climatológicos”, explicó el director de Meteorología e Hidrología Julián Báez.

Agregó que la primavera es la estación clave para los terroríficos tornados y afirmó que si bien existe un “corredor” de tornados en algunos departamentos del Paraguay, toda la Región Oriental puede sufrir los embates de este fenómeno extremo.

PUBLICIDAD

Consultado sobre si la alta tasa de deforestación en ciertas zonas del país puede hacer que se generen más tornados en Paraguay, Báez dijo que no, pero sí puede desequilibrar la frecuencia de las precipitaciones.

Huracán y tornado 

Los meteorólogos coinciden en afirmar que los dos fenómenos meteorológicos más destructivos y devastadores que existen en el planeta, sin dudas, son los huracanes y tornados.

Báez detalló que los tornados siempre se forman en tierra. Por el contrario, los huracanes van a formarse en todos los casos en los océanos. La velocidad en los tornados es mucho mayor, pero en corto tiempo (solo algunos minutos) y el viento puede llegar a alcanzar –en algunos casos extremos– los 500 km/h. En tanto, los huracanes tienen un viento que rara vez supera los 250 km/h, pero puede tener una duración de hasta 7 días.

Meteoro enlutó Encarnación

Un trágico 20 de setiembre de 1926. Hoy se cumplen exactamente 91 años del más devastador tornado que se abatió sobre la ciudad de Encarnación cobrándose cerca de 400 vidas.

Todo sucedió en menos de un minuto contaron los sobrevivientes. Vientos huracanados soplaron con violencia destruyendo y tumbando todo a su paso. El fenómeno dejó la ciudad destruida, las costas irreconocibles y un gran susto para varias generaciones.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD