Impotente ante falta de insumos, director se aleja

Cansado de la falta de insumos, equipos y presupuesto, Óscar Martínez presentó su renuncia a la dirección del Hospital de Clínicas. El decano de Medicina de la UNA, Laurentino Barrios, admitió que “no hay dinero”. Asumió en el cargo Jorge Giubi, con la promesa de realizar un “arduo trabajo” para cubrir las necesidades.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/63HJWBQYRVBMBEHJNC3SHEXVQQ.jpg

El doctor Martínez argumentó que se retiró de la institución por problemas estructurales y de recursos humanos, como también por la falta de equipos e insumos.

Los faltantes van desde lo más básicos, como guantes, algodón, gasa y jeringas hasta reactivos para algunos diagnósticos.

“Esas necesidades primarias para un hospital frenaban cumplir con una correcta atención a los pacientes”, aseguró.

PUBLICIDAD

Además comentó, que no recibía su pago de salario desde que asumió el cargo, en diciembre de 2015 y que percibió incompatibilidades con la Secretaría de la Función Pública, aunque no quiso explicar cuáles fueron.

Arduo trabajo por hacer

Enérgicamente el doctor Giubi dijo que va a seguir con la línea de su antecesor, que es la de brindar una buena atención a los pacientes que acuden al nosocomio. Admitió que hay problemas de insumos y falta de reactivos para laboratorios por problemas financieros.

Comentó que a pesar de todos los problemas el hospital “nunca paró”, porque “la enfermedad no para y el pueblo merece ser bien atendido en todo momento sin importar quién esté encabezando la institución”.

El Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social (MSPyBS) está colaborando con Clínicas para que los pacientes accedan a los servicios de análisis de sangre, porque el laboratorio se encuentra sin la provisión del reactivo para el efecto.

Giubi se desempeñaba anteriormente como vicedirector de Clínicas. “Conozco cada problema de la institución y tenemos un arduo trabajo”, dijo.

Hay escasos recursos

Laurentino Barrios, decano de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Asunción (UNA) dijo “le rogué al doctor Martínez para que se quedara, perdimos a un gran profesional por problemas presupuestarios. No tenemos reactivos ni insumos y tampoco dinero”.

Respecto a la provisión de medicamentos, aseguró que la farmacia está abastecida y garantiza que seguirá así.

Detalló que en el presupuesto de este año se tuvo una disminución de un 10 %. “Tenemos un déficit de G. 70.000 millones y es mucho dinero”, concluyó.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD