En vez de energía, Itaipú hace milagros económicos

Víctor Bernal, director paraguayo de Itaipú, tendría una verdadera rosca que opera tras millonarias inversiones inexplicables para gente modesta. Ex propietarios de zapatería y mercería; una ex modelo, un contribuyente en servicios de albañilería y un modesto abogado figuran como propietarios de millonarias inversiones. Llamativamente, varios de ellos estuvieron en los mismos entes públicos, en las mismas épocas y en los mismos departamentos que Bernal.

Alberto Amado Franco Maciel tiene apenas 37 años, pero ha pasado por las mismas oficinas públicas que Víctor Bernal: por el Ministerio de Educación, la Industria Nacional del Cemento (INC), y desembarcó en Itaipú. En la misma época que Bernal.

Esas ¿coincidencias? permitieron que Franco Maciel pasara de ser dueño de una mercería llamada Susy & Alberto, con capital de 15 millones de guaraníes, a ser dueño y directivo de la Universidad Central del Paraguay (UCEPASA), instalada en marzo de este año, junto a otros colegas de Itaipú. El capital de la Universidad es de G. 1.000 millones.

Franco Maciel, además, negocia personalmente la instalación de una radio cuya antena ya puso en Atyrá y los estudios se están instalando en Asunción. Es la frecuencia 1.140, que según la página web de Conatel fue otorgada para Villarrica a nombre del parlamentario Nery Filemón González.

CARAMBA, ¡QUE COINCIDENCIA!

El abogado Juan Angel Chávez tiene más grandes coincidencias. Estuvo en TODAS las instituciones que Bernal. Fue funcionario del MEC, del SNPP, de INC, en las mismas épocas que Bernal.

Hoy día, además de ser “abogado pleno” en Itaipú, es síndico de la Universidad Central del Paraguay. A su nombre se ha registrado una propiedad de 31 hectáreas en Atyrá. La propiedad, atribuida por los vecinos a Víctor Bernal, habría sido vendida en G. 400 millones y no queda a más que minutos de la quinta de fin de semana de Nicanor Duarte Frutos.

El abogado, junto con su hermano Cristóbal, un modesto funcionario del MEC, son dueños de la Ganadera Kéra Yvoty. La empresa tiene un capital de G. 3.000 millones y ha comprado una propiedad en Tte. Irala Fernández (Chaco paraguayo).

DE ZAPATERO A EMPRESARIO

Luis Alberto López Zayas es otro milagro económico. Pasó de tener una mercería, zapatería y carpintería con capitales de entre 5 y 10 millones de guaraníes a empresas que llegan a G. 1.000 millones.

Fue ministro del Medio Ambiente, donde tuvo graves denuncias; estuvo también en Itaipú (donde entró, salió, volvió a entrar y a salir acogiéndose a un retiro con beneficios). Además de ser dueño y directivo de la Universidad Central, se convirtió en presidente de Transur o Mercontrans. Esta empresa es parte de un consorcio que opera transportes para Itaipú.

Gerardo Allén Galiano es un contador que también aparece como directivo de la Universidad. Su esposa, María Eugenia Giménez , es una abogada que aparece como funcionaria de la Universidad Católica. También ejerce como síndica titular de la Universidad Central, además de ser socia accionista de Plaspasa.

LOS VÍNCULOS

Ricardo Augusto Giménez Benítez aparece también en el mapa de los indicios que apuntan a Bernal. Unas tierras pertenecientes a un funcionario de Itaipú ubicadas entre Isla Pucú y Eusebio Ayala fueron adquiridas por la citada persona. Hurgando, hallamos que Giménez Benítez también pasó por Itaipú y, curiosamente, es también socio accionista de Plaspasa, empresa donde también está como socia María Eugenia Giménez (síndica de la Universidad).

EX MODELO Y EX COREÓGRAFO

Un ex camarada de CIMEFOR de Víctor Bernal también aparece. Se trata de Félix Benítez Molas, ex coreógrafo del programa “Tiempo de Moda” e inscrito en Tributación bajo el rubro “servicios de albañilería y plomería”. Benítez Molas es funcionario en INC y llegó a vivir en la casa “tipo” que tiene el ente sobre Fernando de la Mora y Bartolomé de las Casas.

Benítez Molas está inhibido porque fue demandado por G. 20 millones. Y aunque no pudo pagar la deuda, figura como dueño y director de Empresa Paraguaya de Promociones (EPPSA), una empresa con capital de 1.000 millones de guaraníes. Lo acompaña como directora la ex modelo, también de “Tiempo de Moda”, Olga Miska. La empresa se está encargando de la futura radio que ya tiene licencia en AM y planea también ir hacia una FM,

LOS CAÑAVERALES

Oscar “Ñoco” Cabrera Rodríguez es superintendente de Gestión Ambiental de Itaipú. De origen humilde, consiguió comprar casi 600 hectáreas en Maciel, donde utilizaron bienes de Itaipú para sembrar cañaverales. “Cañaverales SA” también se llama la empresa donde figura él como accionista. Itaipú, definitivamente, produce más milagros que energía.





Mañana: La obsesión de Bernal por el campo y los cañaverales.

mabel@abc.com.py
PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD