Acto por “Felicita mandarina”

Al pie del cerro Yaguarón recordaron ayer los 16 años del fallecimiento de la “niña de la mandarina” Felicita Estigarribia, quien fue abusaba y asesinada. En conmemoración a su muerte hoy se recuerda el Día Nacional contra el abuso y la explotación sexual de niñas, niños y adolescentes.

Para la ministra de la Niñez y la Adolescencia, los hijos no son propiedad de los padres y madres ni tampoco objeto de canalización de las frustraciones. Proteger es tarea de la sociedad.
Para la ministra de la Niñez y la Adolescencia, los hijos no son propiedad de los padres y madres ni tampoco objeto de canalización de las frustraciones. Proteger es tarea de la sociedad.

En la ciudad de Yaguarón tuvo lugar ayer el acto central de recordación del Día Nacional Contra el Abuso y la Explotación de Niñas, Niños y Adolescentes. Dicha conmemoración, cuyo día oficial es hoy, se instituyó en memoria de Felicita Estigarribia, conocida también como “Felicita mandarina” o la “niña de la mandarina”, una menor de edad que se dedicaba a la venta de mandarinas y quien hace 16 años fue encontrada muerta con signos de abuso sexual al pie del cerro que lleva el nombre de la ciudad.

Del acto participaron la ministra de la Niñez y la Adolescencia, Teresa Martínez; el intendente local, Dr. Luis Rodríguez (PLRA) y efectivos policiales.

En la ocasión, la ministra Martínez señaló que “todos somos responsables de custodiar, proteger y denunciar los hechos de abuso y maltrato infantil de los que son objeto los niños y adolescentes”.

Hoy es una fecha que recuerda que se deben custodiar los derechos contra toda forma de abuso y explotación de los niños y adolescentes, y de lo que no se quiere que ocurra.

PUBLICIDAD

Recordó que Felicita fue una niña pequeña de 11 años, que estaba en situación de vulnerabilidad y se encontró la muerte en una situación terrible, donde fue abusada asesinada y su cuerpo abandonado en este lugar, sobre una roca.

Señaló que el 31 de mayo es una fecha que hay que recordar y no olvidar, que la familia, sociedad y el Estado tienen la obligación de luchar contra todo tipo de abuso y explotación de los niños y adolescentes.

Agregó que desde el 2019 aumentaron las denuncias por los casos de abuso de menores, que superaron las 2.600 denuncias, pero que de todas maneras es preocupante porque el 80 por ciento de los hechos suceden en el entorno familiar y eso es muy grave porque se ataca el entorno de protección de los menores.

Pidió a los padres tomar conciencia que los niños no son objetos de placer, ni objeto de propiedad, son seres humanos. La patria potestad que ejercen los padres sobre sus hijos es más un conjunto de derechos y obligaciones y a quienes deben cuidar, proteger y disfrutar.

PUBLICIDAD

Dijo que los niños no deben ser una causa de estrés y de que sea el foco de desahogo de sus frustraciones y angustias.

El abuso es un crimen, está sancionado y la vacuna contra este flagelo es la denuncia. Esto deben entender también los jueces e hizo mención a los miembros del Tribunal de Sentencia de Paraguarí, integrado por los jueces Hugo Ríos, Gerardo Ruiz Díaz y Jorge Giménez Samaniego, cuyo colegiado había encontrado culpable a un hombre quien había abusado sexualmente de su hijastra de 7 años de edad, pero le beneficiaron con suspensión de la condena, humillaron a la niña y familiar y halagaron al mitã’i porã.

Por su parte, el intendente local Dr. Luis Rodríguez(PLRA), dijo que es preocupante que con la pandemia han aumentado los casos de violencia doméstica y abuso sexual en menores en este distrito.

Dijo que desde la municipalidad se está promoviendo una campaña de concienciación de “Todos somos responsables” de la custodia y protección de los niños y adolescentes, en especial de aquellos que están en situación de vulnerabilidad.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD