Recuperar la identidad

La preocupación por la pérdida de nuestra identidad cultural debido a la globalización incentivó al Dr. Royce Smith a dar una charla en un seminario internacional sobre “La globalización, el americanismo y el arte contemporáneo”.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/TDJYFCQII5A27O2J5BPV3LZWPQ.jpg

El doctor en Historia del Arte y profesor de la Universidad Estatal de Wichita Royce Smith vino a nuestro país para dictar un seminario internacional gratuito gracias a las gestiones del Centro Cultural Paraguayo Americano, el Comité Paraguay Kansas y Partners of the Americas, e invitado por la coordinadora general del seminario, Teresita González, fotógrafa y gestora cultural. “Mi venida se concretó en 2011 en la conferencia del Congreso Internacional de la Asociación Internacional de Críticos de Arte (AICA)”, comentó.

“Paraguay está en el centro de Sudamérica, y su presencia en este lugar, geográfica e históricamente, significa que se relaciona con muchas historias y culturas que influyen en su arte. Quise explorar este sentido de lo que significa ser paraguayo, estadounidense, americano”, señaló.

Ambos manifestaron su preocupación de que, muchas veces, nuestro país no participa en eventos internacionales como la bienal de San Pablo, Brasil, que es la exhibición más grande de las Américas de arte contemporáneo.

PUBLICIDAD

González detalló que el seminario se realizó durante cinco días con cinco charlas de temas diferentes, del cual participaron todos los interesados en el arte contemporáneo, el americanismo, nuestra identidad cultural y en idear una plataforma para realizar una bienal en 2014. Smith habló de la globalización y su efecto en el mundo del arte; el segundo día, del ser americano; el tercer día, de la fotografía en el continente americano; al cuarto día, de la bienal de San Pablo, y el viernes, acerca de cómo podrían realizar una bienal en Asunción y su importante impacto en el mundo del arte contemporáneo.

Smith indicó que se puede introducir a los visitantes en nuestra magnífica cultura. “Un artista podría trabajar con el dueño de un restaurante, una tienda o un parque, y la gente que visita la bienal puede almorzar y ver las obras, y salir con un conocimiento del arte y el sentir de ser paraguayo”.

El profesor sostuvo que también le llamó la atención que haya muchos edificios antiguos muy bonitos en Asunción, del siglo XIX y de principios del siglo XX, completamente abandonados. “Y una bienal puede darle sentido al espacio para otorgarle más vida para demostrar cuánta infraestructura existe aquí, y la gente que viene aprenderá un poco más de lo que es ser paraguayo y de su entorno”, finaliza.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD