Terroristas completaron un centenar de golpes

El grupo criminal Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), que ahora plantea llamarse Fuerzas Armadas Revolucionarias del Paraguay (FARP), como la guerrilla FARC de Colombia, finalmente completó y hasta rebasó el centenar de atentados con los cuatro ataques consecutivos a las comisarías de Kurusu de Hierro, Azote’y, Núcleo 3 y Pasiño, en el departamento de Concepción. La banda armada se vuelve cada vez más violenta y prácticamente “gobierna” a su antojo el Norte del país, con una tibia oposición de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), bloque conformado por militares, policías y agentes especiales.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/UKZWISLEDNHVVGKZHTDOQKZUFU.jpg

Desde su primera aparición en 1997, aunque en aquel entonces como la “banda de Choré”, el grupo hoy llamado EPP materializó 103 golpes, incluyendo los cuatro últimos ataques a tiros a las comisarías 21° de Kurusu de Hierro, 14° de Azote’y, al puesto policial N° 7 de Núcleo y 3 y a la subcomisaría 24 de Pasiño, registradas en esta última semana.

En total, los terroristas llevan perpetrados 26 asesinatos de civiles, contando a los alemanes Robert Natto y Erika Reiser. Mataron a 13 policías y a tres militares. Otra oficial de Policía y dos militares más murieron en el marco del combate a la banda, pero en accidentes de tránsito y con bombas, respectivamente.

Del EPP se desprendió una célula anteriormente llamada “Segundo Cuerpo del EPP” y que ahora opera como Agrupación Campesina Armada (ACA), aunque esta facción ya fue prácticamente exterminada por la FTC con la muerte de ocho de sus miembros y la captura de otros seis de sus elementos.

Según un recuento extraoficial, los terroristas registran hasta ahora 50 apariciones en 29 estancias distintas.

De los 103 golpes, 81 se produjeron en el departamento de Concepción, 16 en el departamento de San Pedro, dos en el departamento de Canindeyú y el resto en el departamento Central, específicamente en Luque, San Lorenzo, Ñemby y hasta en la capital, Asunción.

En siete secuestros, de María Edith Bordón de Debernardi, Cecilia Mariana Cubas Gusinky, Luis Alberto Lindstron Picco, Fidel Santiago Zavala Serrati, Arlan Fick Bremm, Edelio Morínigo Florenciano y Robert Natto y Erika Reiser, juntaron nada menos que 2.480.000 dólares, de los cuales fueron recuperados apenas 305.000 dólares.

La gavilla criminal se consolidó en el Norte durante los últimos cuatro gobiernos, de Nicanor Duarte Frutos, Fernando Lugo, Federico Franco y ahora el de Horacio Cartes. Justamente, fue Cartes el del discurso más tajante con relación a este sensible tema, ya que aseguró que el EPP no le marcaría la hoja de ruta a su gobierno.

Sin embargo, desde el día en que Cartes ganó las elecciones, ocurrieron 45 atentados del EPP, murieron cuatro policías, tres militares y 12 civiles, sin mencionar que se registraron tres secuestros, uno de ellos aún en curso.

ileguizamon@abc.com.py