Altas temperaturas ya no son obstáculos

¿Por qué manejas? Esta es la pregunta que llevó a Shell Helix Ultra a 4.000 pies de altura a la formidable Montaña Tianmen, en China, para abordar el desafiante camino de 99 vueltas como parte de su nueva campaña ‘Drive On’.

Con el recorrido de caminos agrestes, curvas desafiantes y cambios de altura, Shell Lubricantes ratificó la importancia del uso del aceite de motor totalmente sintético Shell Helix Ultra para eliminar las barreras que afectan el rendimiento del motor y mejorar la experiencia de conducción de los amantes del volante.

Shell Helix Ultra es un aceite de motor totalmente sintético que contribuye a tener un vehículo en óptimas condiciones para disfrutar de la pasión por el volante.

Al ser estar este diseñado para proteger los motores de cualquier alteración que pueda darse durante la conducción, las variaciones de temperaturas, alturas y terrenos ya no son un obstáculo para quienes disfrutan de un buen rugir a un largo viaje en carretera.

PUBLICIDAD

“Habiendo conducido automóviles profesionalmente durante años, sé lo importante que es que el motor esté protegido contra tensiones y temperaturas extremas que pueden obstaculizar el rendimiento”, afirmó el piloto Tim Marshall-Rowe.

“Durante el rodaje de ‘Drive On’ fue interesante ver cuán preparados estaban todos los motores de nuestros autos gracias a Shell Helix Ultra. Incluso cuando estábamos realizando maniobras difíciles que ponían el motor a temperaturas increíblemente altas, pudimos capturar cada movimiento con facilidad”, agregó.

“Me mostró lo importante que son los aceites de motor para darles a los conductores la tranquilidad de ir a cualquier parte y hacer cualquier cosa en el camino”, sostuvo finalmente Tim Marshall.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD