Cómo bajar de peso

Hasta ahora la única forma segura y comprobada científicamente para bajar de peso es la combinación de una dieta acorde a las necesidades individuales junto con actividad física moderada. Hasta hoy no se ha descubierto la fórmula mágica para lograrlo.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/BCKZGRVYANBAPHLWL6HJW2XKSM.jpg

El método nutricional de la licenciada Carolina Sosky, “my life, es personalizado y basado en análisis de biocarmadores. Incluye estudios del perfil genético o ADN, así como test de intolerancias alimentarias y marcadores epigenéticos. A partir de allí se arma un plan nutricional individualizado”. 

Le consultamos ¿cuál es la forma más segura de bajar de peso? Y nos responde que “hasta ahora la única forma segura y comprobada científicamente para bajar de peso es la combinación de una dieta acorde a las necesidades individuales junto con actividad física moderada. Hasta hoy no se ha descubierto la fórmula mágica para el adelgazamiento sostenible a largo plazo que no se base en mantener en un 70-80% una nutrición saludable y un 20-30% de la práctica de ejercicio regular”.

Aclara la nutricionista que “para cualquier persona es peligroso someterse a métodos no seguros ni aprobados para la reducción de peso como el uso de pastillas para adelgazar. Éstas no sólo producen un efecto rebote muy marcado, sino también pueden generar riesgos cardiovasculares como taquicardia, hipertensión, además de nerviosismo, náuseas, dolores de cabeza, dolor de estómago, entre otras”.

Otros métodos peligrosos, según la profesional, son los diuréticos y laxantes con el fin de adelgazar, además de realizar ejercicio de intensidad muy alta, ya que pueden provocar lesiones y otros problemas de salud porque el cuerpo no se encuentra apto para dichas actividades.

Las personas recomienda: “deben acudir a profesionales de la salud que evalúen primariamente su estado antes de iniciar un tratamiento o un plan nutricional y de ejercicios que se adapten a sus necesidades”.

El agua y el pan 

La licenciada Sosky señala que es bueno “tomar ocho o diez vasos de agua por día, a lo largo del día, antes de comer, ya que esto ayuda no solo a depurar y desintoxicar el cuerpo sino controla la sensación de hambre, e incluso aumenta el metabolismo. Es decir la velocidad en que nuestro cuerpo quema calorías”.

Otro aspecto es el consumo de pan: “No es necesario dejar el pan en un plan de adelgazamiento, pero si controlar su consumo, así como también el azúcar, grasas saturadas y frituras”, puntualiza.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.