La necesidad de donar sangre

Autoridades de salud nacionales e internacionales hablan de la necesidad de donar sangre de forma voluntaria y gratuita. En nuestro país, persiste el bajo porcentaje de donantes; sólo el 14% de la población dona voluntariamente.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/5QEWW3BLRVBUTL2CTLZ3NEJ5HE.jpg

Cada 14 de junio se recuerda el Día Internacional del Donante de Sangre. Por este motivo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) pidió que aumenten los donantes voluntarios y gratuitos, para asegurar que haya reservas suficientes para tratar a “todos aquellos que dependen de la sangre para sobrevivir”.

Cada año se registran unas 108 millones de donaciones de sangre en todo el mundo, de las cuales el 50% proviene de los países desarrollados, pese a que representan a un 20% de la población mundial. Concretamente, la media de donación en los países de mayores ingresos es nueve veces superior a los países más pobres.

En nuestro país, la doctora Amanda Carolina Molas, directora General del Programa Nacional de Sangre del Ministerio de Salud, dijo que en Paraguay, apenas el 14% de la población es donante voluntario. “En el 2006 había un 3% en Asunción y hoy es de 25%”. El total general disminuye considerablemente debido a que hay departamentos en los que el fomento de la donación es escaso o nulo, explicó.

Se refirió a la cultura de donación de sangre de forma voluntaria y habló de la necesidad de inculcar la práctica incluso desde edades tempranas en sitios como en las instituciones educativas. “A nosotros no nos han educado en esto, jamás nos hablaron en el colegio”, dijo en diálogo con ABC Color.

Lamentó que la donación esté asociada a casos de urgencia. Agregó que es cuestión de ir educando al ciudadano sobre la necesidad de modificar un hábito del adulto que sólo corre ante la tragedia y la necesidad. “Hay que adelantarse a la necesidad para tener la sangre, no hay necesidad de que haya una catástrofe”, puntualizó y, a renglón seguido, agregó que “la donación voluntaria es una cuestión de educar al ciudadano para acercarse por su cuenta”.

Por su parte, la directora general de la OMS, Margaret Chan, señaló en estos últimos días que “la donación voluntaria y gratuita de sangre es el acto de dar vida, el mayor regalo que alguien puede dar o recibir”.

La sangre donada se puede utilizar en su totalidad, o separarse y hacer uso de sus componentes, como las células rojas, plaquetas, plasma y otras más. “Una única unidad de sangre puede ser utilizada en beneficio de varios pacientes”, explicó la OMS. Las transfusiones de sangre y sus derivados salvan millones de vidas cada año, especialmente durante emergencias como conflictos o catástrofes naturales. Asimismo, las transfusiones permiten que las personas afectadas con enfermedades incurables puedan tener una mayor y mejor calidad de vida.