Netanyahu fracasa en formar un gobierno

JERUSALÉN (AFP). El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, juzgado por “corrupción”, fracasó hoy en tratar de formar gobierno en el plazo previsto, lo que allana el camino a sus adversarios que quieren sacarlo del poder.

El lunes las cadenas de televisión presentaban todas las hipótesis posibles, algunas de ellas sorprendentes, para permitir que el Likud (derecha) de Netanyahu se mantuviera en el poder, aunando a todas las fuerzas de derecha, o incluso a los islamistas, para conseguir la mayoría parlamentaria.

El Likud logró 30 escaños en las elecciones parlamentarias de marzo, las cuartas en menos de dos años, y recibió el encargo del presidente de formar el próximo gobierno. Para ello, Netanyahu, que es actualmente objeto de un proceso judicial por corrupción, necesitaba una mayoría de 61 de los 120 miembros de la Kneset, el parlamento de Israel.

Pero tras semanas de intrigas, conversaciones en los pasillos y rumores, el primer ministro más longevo en la historia de Israel no consiguió reunir la mayoría necesaria.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD