La hija de la vicepresidenta argentina, dada de alta tras internación

Buenos Aires, 11 jun (EFE).- Florencia Kirchner, hija de la expresidenta argentina y actual vicepresidenta Cristina Fernández, agradeció este viernes la atención que le brindó el equipo de médicos, enfermeros y personal auxiliar del Sanatorio Otamendi, de la ciudad de Buenos Aires, de donde fue dada de alta tras una internación debido a un proceso infeccioso.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

“Gracias a todxs (sic) por sus mensajes y ese tanto amor. Me estoy recuperando bien por el momento. No fue Covid-19 como informaron falsamente (para variar) algunos medios”, publicó también Florencia Kirchner en su perfil de Instagram.

Florencia Kirchner, de 30 años, había ingresado el martes pasado al Otamendi y al día siguiente el sanatorio había informado que evolucionaba favorablemente.

En su publicación también mostró la foto de una escarapela tejida sobre su mano y donde se ven las vías intravenosas que tenía colocadas en el brazo: “Nora, enfermera que también se encontraba cuando nació Hele (Helena, su hija), quien le tejió un suéter de recién nacida en su momento, me dejó esta escarapela hecha por ella que usaré con mucho cariño”.

Además, agradeció a dos editoriales por enviarle libros.

Florencia Kirchner volvió en marzo del año pasado de Cuba, donde realizó un tratamiento médico desde febrero de 2019 por un "trastorno de estrés postraumático" y dolencias secundarias como un síndrome purpúrico y un linfedema ligero en las piernas.

A su regreso, Florencia Kirchner afirmó que el "ensañamiento judicial" que padeció desde 2016, durante la presidencia del conservador Mauricio Macri (2015-2019), la "enfermó", y esa fue la razón por la que debió realizar un extenso tratamiento durante más de un año en Cuba.

La expresidenta, procesada en varias causas por supuesta corrupción, la visitó numerosas veces llevándole a su nieta.

La hija de los expresidentes Néstor Kirchner (2003-2007) y Cristina Fernández (2007-2015) está acusada en dos causas judiciales, denominadas Los Sauces y Hotesur, por formar parte del directorio de estas dos empresas de la familia Kirchner investigadas por supuesto lavado de dinero.