Un exsoldado británico, culpable de la muerte de un católico en 1988

Dublín, 25 nov (EFE).- Un exsoldado británico fue este viernes declarado culpable del homicidio de un ciudadano católico en un puesto de control de Irlanda del Norte en 1988.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

David Holden, de 53 años, es el primer militar condenado en el Reino Unido por un delito relacionado con el pasado conflicto norirlandés desde la firma del acuerdo de paz del Viernes Santo (1998).

El joven católico Aidan McAnespie, de 23 años, falleció tras recibir en la espalda el impacto de uno de los tres proyectiles de bala disparados por Holden, quien afrontaba un cargo de "homicidio por negligencia grave".

El exsoldado siempre ha mantenido que fue un accidente, mientras que la familia de la víctima aseguró que en los días previos al tiroteo los militares le hostigaron cuando cruzaba el puesto de control situado en la localidad de Aughnacloy, en el condado fronterizo de Tyrone, una de las más sensibles del pasado conflicto norirlandés.

En su sentencia, el juez instructor rechazó hoy la versión de Holden y la calificó de "falsedad deliberada", por lo que le hizo responsable del homicidio de McAnespie, con una pena que se conocerá el próximo año en otra vista.

La Fiscalía norirlandesa reabrió el caso en 2018, tras analizar las nuevas pruebas de balística aportadas por el llamado Equipo de Indagaciones Históricas (HET), una unidad creada en 2006 por el Servicio de Policía de Irlanda del Norte (PSNI) para investigar unos 2.000 asesinatos no resueltos del conflicto.

Entre los miles de casos investigados por el HET, se cree que en unos 300 de ellos están implicados miembros de las fuerzas de seguridad británicas y norirlandesas, en la llamada "guerra sucia".

No obstante, este asunto está ahora rodeado de polémica ya que el Gobierno británico presentó el pasado año una propuesta de ley que prevé conceder una amnistía a los militares que sirvieron en Irlanda del Norte durante el conflicto.

El Ejecutivo irlandés -ahora suspendido- y la mayoría de los partidos norirlandeses han criticado esta medida unilateral, de la que también podrían beneficiarse los grupos paramilitares protestantes-unionistas y nacionalistas-católicos.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.