Emiratos dice a países árabes que es el momento de reconciliarse con Siria

Dubái, 19 mar (EFE).- El presidente de Emiratos Árabes Unidos (EAU), Mohamed bin Zayed, instó a los países árabes a que acojan de nuevo a Siria y se reconcilien con el presidente sirio, Bachar al Asad, tras repudiarle por su papel en el conflicto iniciado en 2011, ya que "una década y media de guerra es suficiente".

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/MOAP76XDJFEHLLTLQPIEIIZQZI.jpg

"La posición de EAU es clara en cuanto a la necesidad de que Siria vuelva a su entorno activando el papel árabe, y así lo ha confirmado su alteza Mohamed bin Zayed durante su reunión de hoy con el presidente Bachar al Asad", dijo el asesor diplomático del presidente de EAU, Anwar Gargash, en su cuenta oficial de Twitter.

Según el asesor, el presidente indicó que "una década y media de guerra, violencia y destrucción es suficiente, y ha llegado el momento de mejorar la cooperación y la colaboración" entre los países árabes "para garantizar la estabilidad y la prosperidad en la región".

Al Asad llegó hoy en una visita oficial a Emiratos junto a la primera dama siria, Asma al Asad, en su primer viaje conjunto al extranjero desde el inicio del conflicto.

Emiratos fue el país elegido justo hace un año por Al Asad para realizar su primera visita en la región desde 2011.

"El enfoque y los esfuerzos de EAU hacia la fraternal Siria forman parte de una visión más profunda y un enfoque más amplio destinado a fortalecer la estabilidad árabe y regional y superar los difíciles años de confrontación", dijo Gargash.

Añadió que "los acontecimientos asociados a la década del caos y sus repercusiones han demostrado que nuestro mundo árabe es más merecedor de abordar sus problemas y crisis, lejos de las injerencias regionales e internacionales".

Al Asad, que va también acompañado por varios políticos, fue recibido con honores en Abu Dabi por el presidente emiratí.

Este encuentro se produce un mes después de los devastadores terremotos en el sur de Turquía que golpearon Siria y que hizo que pasaran por Damasco altos cargos de Jordania o Egipto, también por primera vez desde 2011.

Arabia Saudí, estandarte del repudio de la última década contra Damasco y considerado uno de líderes de la región, reconoció recientemente que el mundo árabe coincide en que su enfoque hacia Siria "no está funcionando" y hace falta un cambio en la forma de abordar el asunto.

Está previsto que Riad acoja pronto una cumbre de la Liga Árabe, una entidad de la que Siria no es miembro de pleno derecho debido a su manejo del conflicto y cuya eventual readmisión podría precipitar su regreso formal al mundo diplomático regional.

Al Asad es asimismo un aliado clave de Irán, quien ha restablecido este mes sus relaciones diplomáticas con Arabia Saudí tras siete años de ruptura.

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.