Cooperación para afrontar el ciberdelito

Desde la oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), ven fundamental que haya una mayor cooperación entre las naciones para combatir el ciberdelito.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/RY3ONAHWQNGQJLKNY2OPHUZLQM.jpg

De acuerdo a los datos manejados por dicha instancia de la ONU, el ciberdelito tiene un costo global de USS 600.000.000, en sus diversas formas ya sea explotación en línea y el abuso de niñas y niños. Los mercados negros cibernéticos para la compra y venta de drogas ilícitas y armas de fuego. Los ataques ransomware y tratantes de personas haciendo uso de las redes sociales para atraer víctimas.

El titular de la UNODC Yury Fedotov advierte que la amenaza del ciberdelito se ha amplificado, desconoce de fronteras y su alcance se extiende hasta hogares, escuelas, negocios, hospitales y otros proveedores de servicios vitales.

En ese sentido el especialista considera esencial que haya una mayor cooperación entre las naciones, y entre los sectores público y privado, para promover la capacitación de los actores involucrados en el combate a esas violaciones.

Si bien se reconoce que nadie tiene la verdad absoluto en lo que respecta a la seguridad en línea, la clave pasa por mejorar la parte preventiva y dar mejores respuestas cuando un ciberdelito se produce.

Fedotov propone además de la mayor cooperación, trabajar en la construcción de capacidades, especialmente en la aplicación de la ley para cubrir posibles vacíos legales, particularmente en países en desarrollo.

Insistió en la necesidad de dotar tanto a la Policía como a los órganos de investigación como la Fiscalía, de las herramientas adecuadas que les permitan investigar y perseguir a los criminales, pero por sobretodo comprender de que se tratan tales delitos.

 

Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.