“Vamos a pasar por esa frontera”

PACARAIMA. María Teresa Belandria, representante en Brasil del jefe de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó, aseguró que pasarán la frontera, cerrada desde el jueves por orden de Maduro, para entregar el primer cargamento de ayuda humanitaria.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/DPEDR2ZRBFA55K7ODQJB3TG3N4.jpg

“Hoy podemos decir que vamos a pasar por esa frontera y que nuestro país está bien cerca” de que “entre ese primer cargamento de ayuda humanitaria”, dijo Belandria en una rueda de prensa en la localidad de Pacaraima, situada en el propio límite entre ambos países. En esa comparecencia también participó el canciller de Brasil, Ernesto Araújo, y William Popp, encargado de negocios de la Embajada de Estados Unidos en Brasil.

La ayuda humanitaria fue solicitada por Juan Guaidó, quien se autoproclamó el pasado 23 de enero presidente de Venezuela y ha sido reconocido por unas 50 naciones, entre ellas Estados Unidos y Brasil. Dos camionetas grandes, con placas venezolanas, trasladan en este momento parte de las 200 toneladas de ayuda recopiladas en Brasil, desde Boa Vista, la capital del estado de Roraima (norte) hasta Pacaraima, ciudades separadas por 220 kilómetros.

No obstante, todo apunta a que no podrán pasar a Venezuela, pues la frontera continúa cerrada. Belandria afirmó que tuvieron “grandes dificultades” para conseguir transporte hacia la frontera porque el presidente venezolano, Nicolás Maduro, “amenazó a las empresas de transporte que cruzan todos los días” la divisa entre ambos países con retirarles sus licencias.

PUBLICIDAD

Una de las condiciones del Gobierno brasileño para el traslado de la ayuda humanitaria desde Boa Vista hasta la nación caribeña es que este sea ejecutado por “camiones venezolanos, conducidos por venezolanos”.

Belandria dijo que harán todos los esfuerzos para conseguir más camiones y así poder ingresar la ayuda: “Vamos a llevarla a Venezuela, no tengo dudas”.

La diplomática apuntó además que las expectativas han aumentado en las últimas horas después de que en la ciudad colombiana de Cúcuta, en la frontera con Venezuela, al menos cuatro miembros de la Guardia Nacional Bolivariana desertaran y abrieran unos de los accesos fronterizos entre ambos países.

PUBLICIDAD

“Usaron un blindado, apartaron los contenedores que cerraban el paso y abrieron un espacio, o sea, hicieron lo que el presidente (Guaidó) pidió y determinó a las autoridades militares, que coloquen su mano en el corazón y piensen que esos camiones están transportando medicamentos para sus familias y arroz y leche para sus hijos”, añadió.

El canciller de Brasil, Ernesto Araújo, quien también acompaña el traslado de ese primer cargamento, comentó igualmente que tiene la “expectativa” de que la frontera sea abierta “en cualquier momento”.

También informó que en este primer envío se han incluido todos los medicamentos, así como leche en polvo, donada por Brasil, y arroz, procedente de Estados Unidos.

“Nuestro compromiso es acompañar la ayuda y hacer ese llamado para la apertura de la frontera y la entrada de ayuda humanitaria”, añadió.

Por su parte, William Popp, encargado de negocios de la Embajada de Estados Unidos en Brasil, afirmó que el papel de EE.UU. es “completamente humanitario y en coordinación con el Gobierno de Brasil” y pidió a las fuerzas de seguridad venezolanas que dejen entrar la ayuda y “no usen la violencia contra su pueblo. El mundo está de ojo”, aseveró.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD