Lluvias logran sofocar incendio forestal de grandes proporciones en zona de Bahía Negra

Las lluvias que se están registrando en todo el Alto Paraguay ayudaron a sofocar definitivamente un incendio forestal de grandes proporciones registrado en la zona de Bahía Negra y que afectó a unas 5.000 hectáreas de campo, del establecimiento Santa Teresita. Al fuego acabó con unos 140 animales vacunos y varios animales silvestres.

Lluvias benefician a campos ganaderos en Alto Paraguay
Lluvias benefician a campos ganaderos en Alto ParaguayCarlos Almirón Zárate, corresponsal

El incendio de grandes proporciones arrinconó a unos 140 vacunos, que murieron calcinados, al no poder escapar. Esto se registró el sábado pasado en el interior del retiro Sorpresa, del establecimiento ganadero Santa Teresita, distante unos 45 km del casco urbano sobre el camino de la Línea 2.

Esa misma noche del sábado se registró una pequeña lluvia de 11 mm, lo que logró evitar que el fuego se propagara aún más hacia otros lugares. Sin embargo, de nuevo continuó al día siguiente, para finalmente extinguirse por completo con las lluvias que se están registrando en la zona desde la mañana de este jueves, y hasta el momento de elaborar este material ya se completaron 70 mm de aguas caídas en dicho lugar.

El dueño del establecimiento es César Ortiz. Logramos comunicarnos con su esposa, la Dra. Marlene Ferreira, quien lamentó lo ocurrido, al tiempo de expresar que también varios animales silvestres murieron calcinados por el fuego.

Esto sucede por la inconciencia de algunas personas que provocan los incendios, sin tener en cuenta las consecuencias fatales que pueden generar para el medio ambiente, mencionó la entrevistada.

Un promedio de 5.000 hectáreas fueron devastadas por la voracidad del fuego, destruyendo todo lo que encontraba a su paso, nos comentó la mujer.

“Gracias a Dios llegó la lluvia, lo que puede ayudar a aplacar de manera definitiva estos focos de incendios”, finalizó diciendo la profesional.

En todo el departamento se está produciendo lluvias, aunque en algunos lugares son aún insuficientes. Sin embargo, ayuda a aplacar las altas temperaturas registradas en las últimas semanas, y por sobre todo para regar los campos pastoriles donde se alimenta el ganado vacuno, y por supuesto apagar los incendios forestales.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD