Tradicional chipa apo en Luque

LUQUE. Alumnos de la Comunidad Educativa Alva prepararon hoy la tradicional chipa conmemorando la proximidad de la Semana Santa. Las delicias hechas por pequeñas manos fueron cocinadas en el tatakua construido en la plaza General Elizardo Aquino.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/BCS2OH5VS5EXFMMJDM4CFWWBYE.jpg

Como cada año, con el firme objetivo de rescatar y conservar el tradicional chipa apó, los más pequeños acompañados de sus profesores y padres, aprendieron la elaboración. El proyecto forma parte del plan anual que contempla la institución.

La directora general de la casa educativa, Gloria Cabrera, expresó que todo fue posible gracias a la colaboración los niños y la autogestión del cuerpo docente. Mencionó que hace 23 años se mantiene viva esta actividad, oportunidad en la que la imaginación y creatividad de los alumnos toman forma en una masa de almidón y harina de maíz.

Las docentes instan a los padres y jóvenes a no perder la tradición de la Semana Santa y también la de aprovechar el momento para dar paso a una fortaleza espiritual.

Hasta la actualidad, los días de la Semana Santa en esta ciudad siguen siendo fechas sagradas, de oración y reflexión. Las capillas y el Santuario Nuestra Señora del Rosario, se visten de morado guardando luto al recordar la pasión y muerte de Jesús. Desde muy temprano comienzan las actividades litúrgicas en cada comunidad.

Luque se caracteriza por el Domingo de Ramos, donde la imagen del "Señor de las palmas" es llevado por las avenidas principales de la ciudad dando su bendición a miles de familias luqueñas que entre cantos, oraciones, palmas y pañuelos blancos esperan su paso para saludarlos.

Posteriormente, jóvenes, estudiantes, catequistas junto al elenco artístico del Santuario, preparan el tradicional Vía Crucis con asombrosas estatuas humanas.

Los jóvenes también son protagonistas en estos días santos. En grupos organizados y con el acompañamiento de sacerdotes y diáconos, llevan a cabo "la pascua jóven". Las actividades litúrgicas no pueden faltar.

Una rica y tierna historia rodea a las chiperas luqueñas. Una de las más conocidas fue Luisa Riquelme, quien junto a sus compañeras y cargando cada una sus canastas de chipa, viajaban diariamente en tren partiendo desde la vieja estación ubicada en Bella Vista, ofreciendo verdaderos manjares. Chipa aramirõ  (de almidón) y chipa viskócho eran las preferidas por los clientes.

"Chipera Luque" es una conocida polca paraguaya que relata los momentos que se vivían cuando la gigante estructura metálica se acercaba a la estación. 

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD