Condenado por tráfico cae de nuevo con drogas

Un alijo de 21 kilos de cocaína fue incautado ayer por la Senad en una casa del barrio Republicano de Asunción. El traficante detenido es un paraguayo que ya estuvo preso en Alemania por el mismo hecho.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/OSMNOI7YERGNZLOTP3BBJ5K72M.jpg

Aparentemente, el hombre estaba tratando de reactivar su red, para lo cual fungía ser empresario maderero y presidía un club de fútbol de Concepción.

El procedimiento se llevó a cabo ayer de mañana, cuando agentes especiales de la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad) irrumpieron en una casa del barrio Republicano de Asunción, dos cuadras detrás del supermercado Stock de la avenida Félix Bogado.

En el procedimiento, supervisado por el fiscal Hugo Volpe, cayó detenido Antonio González Álvarez, de 58 años, oriundo de la ciudad de Concepción. Este guardaba la droga en una maleta escondida en una dependencia de la vivienda que alquilaba desde hace dos años.

PUBLICIDAD

El fiscal Volpe manifestó a ABC Color que, aparentemente, González estaba intentado reactivar una organización de tráfico internacional de estupefacientes, ya que la anterior para la cual trabajaba fue desbaratada el 12 de abril de 2010, cuando la Policía de Alemania incautó en el puerto de Hamburgo un cargamento de 1.300 kilos de cocaína, que fue en aquel entonces el mayor en la historia de ese país europeo. Sin embargo, en 2017 cayó otro envío de tres toneladas del polvo blanco, que también salió de nuestro país.

La mercancía retenida en Hamburgo en 2010 había sido enviada en una embarcación que zarpó de un puerto de Asunción. Los 1.244 paquetes de cocaína estaban escondidos entre un cargamento de leña y aserrín.

Entre otros detenidos y encarcelados por aquel caso del 2010 figura el entonces oficial de la Policía de nuestro país Francisco Javier Goiburú Cáceres, quien actualmente tiene 43 años de edad y supuestamente sigue preso en Alemania, de acuerdo con las averiguaciones hechas ayer.

Supuestamente, Goiburú y otros miembros de la red delataron a Antonio González Álvarez, quien fue detenido luego en el país europeo e igualmente sentenciado por narcotráfico.

Dirigente de fútbol

Antonio González Álvarez pasó encerrado solo tres años y medio en Alemania, y regresó al Paraguay hace dos años. Desde que volvió al país, se instaló en su ciudad natal, Concepción, aunque también pasaba ciertos periodos en la casa alquilada de Asunción donde cayó detenido ayer.

Para disimular su actividad principal, el narcotráfico, fungía ser vendedor de madera y retomó su faceta de dirigente de fútbol, ya que anteriormente llegó a ser presidente de la Liga Concepcionera de Fútbol.

Desde este año, se desempeña como presidente del club Adolfo Riquelme, monarca vigente en la ciudad de Concepción.

De hecho, en la casa allanada ayer por la Senad en Asunción fueron encontrados, además del supuesto narco, su pareja de 21 años y un joven concepcionero al que trajo a la capital supuestamente para probarlo en un equipo profesional.

La Fiscalía, seguramente, investigará si González también inyectó dinero del narcotráfico al fútbol regional.

Ya en horas de la noche se llevó a cabo un allanamiento en su vivienda, y la comitiva logró incautar numerosas boletas de depósito, en las cuales figuraban montos en dólares americanos y que eran enviados al extranjero.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD