Debemos vivir para los demás, instó el sacerdote de Itauguá

ITAUGUÁ. En todo el país se realizó esta mañana la celebración del domingo de ramos, la bendición de palmas en recordación de la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén. El párroco de Itauguá instó a ser provechosos para los demás.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/7QH7CQQ6RFBTFNA7RHSFLK7B4Y.jpg

La celebración eucarística en la parroquia Virgen del Rosario comenzó a las 8:00 en presencia de miles de fieles en la plazoleta del templo para recordar la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén con la bendición de las palmas.

En su homilía, el padre Andrés Cardozo, prebístero de la ciudad de Itauguá, instó a los presentes a vivir una vida útil para los demás "los frutos que damos deben ser provechosas para los otros (...) lo que interesa de verdad es la decisión personal que favorezca a los hermanos", expresó.

Dijo que las palmas en los hogares deben ser motivos de reflexión de como se puede servir y ser de ayuda para los hermanos. "La palma bendita llevamos a nuestros hogares para que nos recuerden que somos de los demás y para los demás", mencionó y agregó que "es difícil vivir por los demás, pero es lo que cuenta ante los ojos de Dios".

PUBLICIDAD

Por último, dijo que cuando una persona fue "deprovecho" a los demás se nota cuando muere, el afecto sincero de la gente que asiste al funeral y lamenta la pérdida de esa persona, demuestra que la misma hizo el bien por los demás.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD