Levantan toma de colegio de Presidente Franco

PRESIDENTE FRANCO. Alumnos de la escuela Moisés Bertoni levantaron la toma de la institución este viernes, luego que el viceministro de Culto, Herminio Lobos, anunciara la separación del cargo del director Andrés Alemán y el inicio de una auditoría.

https://cloudfront-us-east-1.images.arcpublishing.com/abccolor/LW44P5KKFFBTZPDL3C5GTQCEAA.jpg

Los estudiantes habían denunciado supuestos hechos de corrupción cometidos con fondos recibidos del Ministerio de Educación y Cultura (MEC) en concepto de gratuidad. El responsable de esa cartera del Estado, Enrique Riera, dijo que “esta es la hora de la transparencia”.

Este viernes, a las 06:00, fueron hasta la escuela Moisés Bertoni, el viceministro de Culto, Herminio Lobos, junto con integrantes de Auditoría Interna del Ministerio de Educación, a cargo del director general de esa sección, Alberto Rodríguez. Ellos se reunieron con padres de familia y con los estudiantes, quienes habían tomado la institución el miércoles por la noche.

Los estudiantes decidieron levantar la medida de fuerza luego que Lobos les informe que el director de la escuela, Andrés Alemán, fue separado del cargo mientras se realiza una auditoría interna. Posteriormente, dependiendo del resultado del estudio, se podría instruir sumario y destituir definitivamente al docente.

La auditoría administrativa y financiera es de todo el 2015 y hasta mayo del 2016, aunque podría extenderse hacia años atrás de ser necesario, explicó Alberto Rodríguez, quien añadió que el trabajo duraría al menos un mes. Este viernes, el trabajo de los auditores era observado de cerca por un grupo de madres designadas por la comisión de padres para ello. Mientras dure el proceso, la institución quedará a cargo de los vicedirectores.

Los estudiantes denunciaron que el director, Andrés Alemán, recibió fondos de gratuidad del Ministerio de Educación y Cultura (MEC), pero no los utilizó como corresponde. “Nosotros pagamos por las menciones de honor, por las libretas, por cartulinas, gomaeva, las sillas están rotas, muchos escriben sobre sus regazos, los vidrios de las aulas están rotos, hay clases con las puertas descompuestas, sin piso ni revoque en las paredes”, reclamó la presidenta del Centro de Estudiantes, Luz Rojas. Denunció que pagan G. 50.000 por año para tener derecho a usar el baño.

Los padres denunciaron, entre otras cosas, que en la rendición de cuentas 2015 que el director Alemán les presentó sobre la utilización de los fondos de gratuidad, aparecen G.500.000 de pago por la decoración de la institución para una actividad en la cual una mamá afirma haber decorado ella, gratuitamente, el lugar. Además, dicen, figura la instalación de bebederos, cuando fueron los padres quienes colocaron los bebederos que hay en las clases de sus hijos.

El ministro de Educación, Enrique Riera, dijo “Buenas noticias. Los jóvenes se levantaron, denunciaron la corrupción y a las 06 de la mañana aterrizó la auditoría. Si metió la mano en la lata, ya conoce su destino. Si es que sale limpio, tendrá que decirlo en voz alta. Hay que denunciar la corrupción. Esta es la hora de la transparencia, hay que mostrar los papeles, la plata no es mía ni de la directora ni del director, es del pueblo paraguayo y es para educación”.