Apuntan a los concejales

La Fiscalía había advertido sobre el plan de "rescate" de los 252 kilos de cocaína, que finalmente se concretó el sábado en Pedro Juan Caballero. Apuntan a autoridades e inclusive no descartan autoría de los mismos concejales de Amambay.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/FPUDCGCZEFHXZC3U46KPC6GDAI.jpg

Así lo confirmó el viceministro de Seguridad Interna, Javier Ibarra, quien se refirió a los 252 kilos de cocaína que habían sido incautados el 11 de enero último por agentes de la División Antinarcóticos en la estancia Kamba Kua en el distrito de Zanja Pytã. La carga estaba resguardada en la Jefatura Policial del Amambay, en pleno centro de Pedro Juan Caballero, cuando el sábado último, una semana después del decomiso, desapareció del lugar en circunstancias aún poco claras.

Por el hecho están imputados tres policías: los suboficiales Santiago Ferreira Coronel, Lucio Recalde y Celso Fleitas, quienes manejarían información clave, puesto que estaban al cuidado de la droga cuando se produjo el robo. El subsecretario de Estado indicó que, aunque se identificó a los agentes responsables, aún queda pendiente que caigan otras personas y apuntó inclusive a autoridades. “Los autores materiales están individualizados y arrestados, pero hay negligencia de otras autoridades”, refirió en contacto con Canal 100.

Comentó que la Fiscalía había advertido previamente de que los dueños de la carga intentarían un “rescate”, por lo que se había ordenado la destrucción de la misma como medida preventiva, pero la disposición nunca se concretó. “Teníamos información de que algo iba a pasar, pero no se confirmó ni tampoco hubo proactividad en resguardar esta carga. Te puedo decir que hubo pedido de destrucción de la mercadería esa misma semana”, detalló el viceministro.

PUBLICIDAD

Indicó que los responsables de la destrucción “no fueron diligentes en el proceso”, aunque posteriormente señaló que se debían cumplir trámites previos antes el Poder Judicial y otras instancias. Y mientras demoraban los procesos, ya la carga finalmente desapareció.

Al ser abordado sobre las autoridades implicadas, de acuerdo a las hipótesis que maneja, Ibarra mencionó que “hay que investigar a todas las autoridades y todos los que estaban encargados, desde la incautación”. Posteriormente, apuntó a los mismos concejales departamentales César Augusto Quevedo Isnardi (PLRA) y José María Luis Bogado Martínez (ANR), quienes habían sido sorprendidos en las inmediaciones de la zona donde posteriormente se incautó la carga, aquel 11 de enero, en Zanja Pytã.

Se refirió a las autoridades departamentales como “las personas que anteriormente estuvieron entorpeciendo la labor judicial”, ya que las mismas inicialmente se resistieron a que la Policía verifique el vehículo en el cual iban cuando fueron sorprendidos en el lugar donde se realizaba el procedimiento de incautación. Ambos concejales son señalados como las personas que custodiaban la carga de 252 kilos de cocaína.

Al ser insistido sobre la posibilidad de que los ediles estén involucrados nuevamente en el “rescate” de la droga, junto a policías e incluso funcionarios de la Fiscalía, el viceministro respondió: “Y sí, nosotros estamos investigando”. Insistió en que ya toda la cadena de autoridades involucradas en la incautación y resguardo de la droga fueron advertidas sobre “movimientos raros y de que alguna u otra forma iban a intentar rescatar la droga”.

Comentó que la Policía había dispuesto el resguardo de la carga en la Jefatura de Policía de Amambay y aún así se concretó el robo. Recalcó que los responsables no violentaron nada en la sede policial. “No se violentó ninguna cerradura, no hubo violencia”, aseveró. Posteriormente, no descartó que los responsables estén tratando de “provocar desestabilización en la cadena de mando y la estructura del poder de las fuerzas de seguridad”.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD