Superpileta en el viaducto

Uno de los carriles del superviaducto inaugurado hace solo dos meses amaneció completamente inundado a causa de las precipitaciones de la madrugada, entorpeciendo el tránsito vehicular. La megaobra costó al Paraguay unos US$ 22 millones.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/N536PVUKVZCVTACYTTC45O4QWM.jpg

La ambiciosa obra habilitada oficialmente el pasado 31 de marzo pasó a ser en poco más de dos meses una costosa pileta. Al parecer, el sistema de drenaje del túnel falló con las precipitaciones de esta madrugada.

Las imágenes tomadas en las primeras horas de esta mañana dejaron al descubierto que una de las vías diseñadas para agilizar el tránsito era totalmente lo contrario: el agua de lluvia acumulada obligaba a los automovilistas y motociclistas a utilizar solo una parte de la misma, pues el asfalto estaba inundado casi en su totalidad.

PUBLICIDAD

La construcción demoró un año y, según afirmaron las autoridades la noche de la inauguración, “reúne condiciones de seguridad con estándares de calidad internacional”; sin embargo, con una precipitación no demasiado importante sus vías desagües se taponaron como se puede observar.

PUBLICIDAD

La inversión fue de G. 124.210 millones, es decir alrededor de US$ 22 millones al cambio del día de su inauguración.

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD