“El servicio militar educa”, dice industrial

El titular de la Unión Industrial Paraguaya (UIP) rechazó que una persona deba contar con el certificado de baja para acceder a un trabajo, aunque consideró que el servicio militar “educa y disciplina”.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/ZGR3AVNN6RBT3EWJCY2AURCYPU.jpg

Eduardo Felippo se refirió a la polémica que generó la decisión de la Dirección de Reclutamiento -ya dejada sin efecto- de exigir que los trabajadores cuenten con la baja militar para acceder a un puesto de trabajo.

El empresario consideró que de ninguna manera una persona necesariamente tenga que realizar el servicio militar para ser aceptada en una empresa.

“Nunca le di importancia a eso de la baja. Nadie va a echar de su fábrica a un chico porque no hizo el servicio militar y menos si esa persona es capaz”, refirió, en conversación con la 780 AM.

Consideró, sin embargo, que el ingreso al cuartel brinda a los jóvenes una formación importante, sobre todo en el interior del país.

“Creo que el servicio militar es importante, más en el interior, donde la juventud no tiene condiciones de ingresar al mercado laboral y sale muy precariamente formada, sin educación”, refirió.

Felippo se refirió de esta manera al SMO como una alternativa para paliar el déficit educativo en el campo.

“El servicio militar durante un tiempo da de comer a los jóvenes, les da educación, disciplina, atención médica. Es importante para todo eso”, destacó.

Aseguró que durante las entrevistas de trabajo se percibe si la persona realizó el servicio militar alguna vez.

“Hay gente que viene y quiere trabajar. Cuando se sienta frente al escritorio, uno se da cuenta si había hecho el servicio militar o si proviene de una familia donde recibió educación”, agregó.

Señaló que la diferencia se da principalmente en el trato y la actitud de los trabajadores. “Cuando le tratan de usted y no cuando uno viene poniendo los pies sobre el escritorio para una entrevista laboral, exagerando”, agregó.

El empresario reconoció, sin embargo, que hay constantes denuncias de abusos y violencia en los cuarteles. “Pero a eso hay en toda actividad, en universidades, en partidos de fútbol. Eso es inherente a la actividad humana; no lo justifico, pero es inherente”, refirió.

Consideró igualmente que en la actualidad quienes sean víctimas de abusos tienen la posibilidad de denunciar ante las instituciones correspondientes.

“No creo que ninguna persona que sufra vejámenes no tenga condiciones de denunciar”, aseveró.