Con voces potentes y mucha actitud, dos chicas hacen vibrar a todo un auditorio

Sensualidad, actitud y pura onda conforman las palabras que describen a las cantantes del grupo “Milkshake”, Sabrina Montes (19) y María José Maciel (23). Estas artistas, con sus voces y pasos de baile, son capaces de entusiasmar a todo un auditorio.

https://arc-anglerfish-arc2-prod-abccolor.s3.amazonaws.com/public/QQSOWBQTTFE3RHTL5NV626CQZM.jpg

Hace siete años, el amor por el baile, el canto y la adrenalina de presentarse en el escenario unieron los destinos de Sabrina y María José. Las vocalistas, desde pequeñas, se formaron juntas en academias de arte y, por eso, forjaron una amistad genuina que les otorga mucha compatibilidad y compañerismo sobre las tablas.

Reguetón, pop y un toque urbano son los ingredientes que conforman el estilo del grupo Milkshake. La agrupación nacional está compuesta por Sabrina y María José en las voces, Bruno Méndez (20) en la guitarra, Robin Muller (21) en la batería y Peppe Campione (23) en las teclas.

Sabri cuenta que el grupo se inició, hace dos años, gracias a los posteos que Majo realizaba en sus redes sociales: “Ella grababa covers de canciones y los subía a Instagram. El guitarrista de Kchiporros, uno de los dueños del sello discográfico 4K Music, Julio Troche, vio estos videos y contactó con María José, luego ella me invitó a participar en este proyecto juntas”, explicó.

PUBLICIDAD

Milkshake se ideó con el objetivo de acompañar al grupo Kchiporros. Por este motivo, las cantantes manifiestan que los integrantes de esta agrupación nacional son quienes, desde sus inicios, las acompañaron y guiaron en su formación como artistas.

“Los chicos de Kchiporros son nuestros directores, padres y amigos”, dice Sabrina. Por otra parte, las chicas explican que el grupo Milkshake, en sus comienzos, solamente interpretaba covers de reguetón y algunas canciones en inglés; sin embargo, este año lanzaron “Mi veneno”, su primer tema como banda.

Sabrina explica que la letra de este single busca alentar a aquellos jóvenes que quieren ser algo en la vida, pero la sociedad les dice que no lo lograrán. “Esta canción no solo es un tema para bailar en el boliche, sino que este sencillo tiene un mensaje que nos gustaría transmitir”, manifiesta la artista.

Para componer este tema, las chicas cuentan que se inspiraron en las serpientes: “Leímos que estos reptiles ya nacen con su veneno y, desde pequeños, si alguien los ataca, muerden a sus agresores”, indica Sabrina. Las cantantes expresan que, así como estos animales con sangre fría y ponzoña, vinieron al mundo con la vocación de ser artistas y si alguien las intenta detener, se defienden con uñas y dientes.

Las intérpretes afirman que se sienten impresionadas por la aceptación que su último single recibió, pues las cantantes expresan que, en la industria del arte, hay muchas mujeres como ellas que no reciben el reconocimiento que merecen. “Sé que hay miles de chicas a las que les encanta el reguetón, pero les asusta lo que la sociedad dirá de ellas por dedicarse a producir temas de este género”, manifiesta Sabrina.

Las chicas alientan a los jóvenes a apoyar a los artistas nacionales, pues las cantantes dicen que, en calidad de compositores e intérpretes, la tierra guaraní no tiene nada que envidiar a los países extranjeros.

Por Agustina Vallena (19 años)

PUBLICIDAD

Te puede interesar

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD