Arte: el Fin-principio, de Sara Hooper

La muestra Fin-principio, de Sara Hooper, tiene lugar en la galería de arte Fuga Villa Morra e incluye dibujos en distintos formatos.

Sara Hooper.
Sara Hooper.SILVIO ROJAS

Cargando...

Las sillas tienen que ver con la ausencia del ser humano, comenta Sara Hooper, artista que expuso en la galería Fuga Villa Morra una serie de obras en torno a este concepto. La muestra se titula Fin-principio e incluye dibujos en distintos formatos. “El fin de algo origina otra cosa”, comenta.

En el caso de los dibujos de sillas, están hechos con lápiz sobre papel, con la intervención de pintura en espray. “La silla es el artefacto más representativo de la cultura occidental. Una silla implica una persona, que estaba o que va a estar, entonces de nuevo es la representación de la ausencia de ese lugar”.

Obra de Sara Hooper.
Obra de Sara Hooper.

“Una mirada superficial podría sugerir que los dibujos de Sara Hooper resuelven una preocupación que procede del orden de lo técnico. Esta se observaría en el desarrollo de una figuración de tendencia mimética y analítica. Los dibujos de sillas de Hooper exhiben dicha inclinación vinculada con la exploración de la forma de los objetos en relación con su entorno; aquí también se cifra un gesto meta-artístico que sobresale en la preservación de la cuadrícula sobre el papel”, reza parte del texto curatorial de Damián Cabrera que acompaña a la muestra, y añade que “los dibujos de Sara Hooper son poemas de una temporalidad que se dirige al fin, pero en cuyo interior habita la semilla del principio”.

La musa de la noche

Sara Hooper.
Sara Hooper.

La temática de las sillas y la ausencia es algo que Hooper ya vino trabajando en años anteriores, y antes las hizo al óleo sobre tela. Por un lado expuso dibujos de una muestra que “ya tiene sus años, son de entre el 2000 y 2003″. Sobre los mismos se nota el paso del tiempo, que dejó sus huellas por medio de hongos y manchas sobre el papel, por lo que en esos dibujos hoy la artista explora la evolución como parte del proceso, una forma de representar una ausencia del ser humano.

“Son partes del cuerpo de animales, de partes que me interesan, y estas figuras las deformo y reformo”, cuenta. Estos son dibujos de formas orgánicas que recuerdan a partes del cuerpo humano. “Me interesa eso de que la obra no permanezca estática”, recalca y celebra ese paso del tiempo y agentes naturales por su producción.

Cuenta que, para ella, la mejor hora para pintar o dibujar es la noche. “Dicen que las musas vienen de noche y, para mí, la musa es la concentración. Es como si estuvieras en una cápsula”. Es, entonces, en el fin de un día y principio de otro, cuando los trazos se configuran para dar paso a los dibujos que crea Sara Hooper. Una muestra que invita a la contemplación y el disfrute.

Más info

Instagram: @fuga.morra @hooper_sara

Enlance copiado
Content ...
Cargando...Cargando ...