Indígenas denuncian atropello, amenaza de muerte y tortura

ITAKYRY, Alto Paraná (De nuestra redacción regional). Por los supuestos delitos de genocidio, atropello e intento de desalojo, amenaza de muerte y tortura, la comunidad nativa ava guaraní del asentamiento Jukyry, jurisdicción de este distrito, presentó una denuncia ante el juez de Hernandarias, Adolfo Genes.

La denuncia es contra Esteban Serrati, Evaldo Hirch, ambos brasileños; Gustavo Florentín, actuario del Ministerio Público de San Alberto, y Alfredo Sebastián Jaeggli, hijo del senador liberal Alfredo Jaeggli, y lleva la firma de los dirigentes indígenas de la región Lorenzo Recalde, Rafael Recalde Molinas, Juan Carlos Morínigo y el docente Silvio Ramírez.

Existe una orden de no innovar sobre el terreno en cuestión dictada por el juez Genes. Atendiendo a los datos, Alfredo Sebastián Jaeggli dice ser propietario del inmueble y el mismo arrendó a los brasileños Esteban Serrati y Evaldo Hirch, para que siembren soja.

La comunidad de los ava guaraní ubicada en el asentamiento Jukyry, distrito de Itakyry, dista más de 150 kilómetros de Ciudad del Este.

En el escrito de denuncia se menciona que el pasado 31 de octubre aparecieron en el lugar los denunciados diciendo que ellos iban a tomar posesión de la tierra. Pero los nativos se opusieron. Ante esta situación el grupo de personas se retiró del lugar, pero regresó al día siguiente con unos 10 efectivos policiales. Nuevamente los indígenas se opusieron y ante esta situación salieron del local nuevamente.

"En fecha 6 de noviembre, siendo aproximadamente las 11:00, nuevamente se hicieron presentes en el lugar los señores Gustavo Florentín, Evaldo Hirch, Alfredo Sebastián Jaeggli, y unos 10 efectivos policiales, varios personales y una cantidad de vehículos, tractores, víveres, carpas, colchones listos para acampar", dice una parte de la denuncia presentada por los dirigentes de los nativos.

En el escrito se menciona que los empleados de los brasileños ya realizaron una limpieza en el lugar teniendo en cuenta que el objetivo es sembrar soja allí.

En la presentación que se hizo ante la justicia se menciona que algunos de los efectivos policiales que estuvieron allí golpearon a Silvio Ramírez, docente del lugar, debido a que exigía a los presentes una orden judicial para poder ingresar.

Los brasileños y paraguayos alegan que ellos ganaron el pleito judicial, sin embargo los dirigentes de los nativos indican lo contrario.

Ayer tratamos de conseguir la versión de los acusados, pero fue imposible porque nadie pudo decirnos dónde ubicarlos. Tratando de dar con el hijo del senador Jaeggli llamamos varias veces al celular de su padre, pero no contestó y tampoco devolvió la llamada.
Enlance copiado

Lo
más leído
del día

01
02
03
04
05

Comentarios

Las opiniones y puntos de vista expresados en los comentarios son responsabilidad exclusiva de quienes los emiten y no deberán atribuirse a ABC, ya que no son de autoría ni responsabilidad de ABC ni de su Dirección ni de Editorial Azeta S.A.